Policías al servicio del crimen

Policías al servicio del crimen

Formaban parte de la red que dirige "La Tuta"

Servando Gómez, "La Tuta", en una de sus apariciones en vídeo

MÉXICO.- Decenas de policías “halcones” en varios municipios de Michoacán estaban al servicio del líder de “Los Caballeros Templarios”, Servando Gómez, “La Tuta”, según reportes de la Procuraduría General de Justicia de esa entidad, citados ayer por el diario “Reforma”.

En la información que cita el portal de “Proceso”, se indica que los agentes fungían como espías e informantes de la organización delictiva en una red que podría extenderse a varios de los 113 municipios del estado.

Gracias a ellos, los “templarios” podían conocer los movimientos del Ejército, Marina y policías.

La red abarcaba a municipios como Quiroga, Tzitzio, Tlazazalca, Villa Madero, Tangancícuaro, Purépero, Ciudad Hidalgo y Zitácuaro.

Incluso las patrullas y el equipo de radiocomunicación policiaco estaban a entera disposición de la organización delictiva.

En un recuento, “Reforma” detalla que en los últimos tres meses han sido consignados seis mandos de seguridad pública, dos ex directores y 72 policías que eran informantes de “La Tuta”.

Los detenidos, agrega, estaban distribuidos en 10 municipios michoacanos ubicados en zonas estratégicas para el crimen organizado.

En Quiroga fueron capturados el ex director de la Policía Municipal y cuatro agentes en activo, a quienes se les encontró droga sintética. El 13 de julio también fue detenido el ex director de la Policía de Tzitzio, Gabino Belela, acusado de ordenar el asesinato del síndico Jesús Rodríguez, el 9 de julio.

El diario indica que el pasado 30 de junio, gracias a que ocho presuntos “templarios” los delataron, fueron detenidos 16 policías de Tlazacalca implicados en un ataque en el que murió un elemento de la policía estatal y cinco más quedaron heridos.

Según el reporte de la PGJ, toda la información recibida por los mandos municipales de inmediato era comunicada a un líder de “Los Caballeros Templarios”.

A la red de “halcones” se suman un director de Seguridad Pública y 27 policías que prestaban su servicio en Ciudad Hidalgo y Zitácuaro, a quienes se investiga por el hallazgo de varias fosas clandestinas localizadas el pasado 26 de junio en un predio de Ciudad Hidalgo donde fueron sacados 11 cadáveres.Churintzio es otro de los municipios donde La Tuta tenía el control de la Policía. Ahí, un exmando y cinco de sus agentes fueron detenidos a finales de junio pasado por filtrar información al capo.Esa localidad, según publica Reforma, era estratégica para los intereses del cártel templario, por su conexión directa a la autopista México-Guadalajara y a una zona de caminos secundarios.




Volver arriba