Mantienen la lucha

Es improcedente una quiebra, dice un líder sindical

MEXICO.- El abogado de los trabajadores de tierra de Mexicana de Aviación, Joaquín Ortega, aseguró que aún quedan amparos pendientes interpuestos por los trabajadores que se deben desahogar antes de poner en venta los recursos de la aerolínea.

Ortega consideró que, tomando en cuenta ese factor, la declaratoria de quiebra es improcedente ya que primero deben resolverse de manera definitiva los juicios de amparo interpuestos para lograr que se devolvieran los bienes que le fueron ilegalmente sustraídos a la empresa, según informa el periódico “El Financiero”.

En principio, el dirigente señaló que antes de la resolución de la juez titular del concurso mercantil los trabajadores interpusieron amparos contra las leyes de aviación civil y aeropuertos, por considerar que existe una contradicción entre esas dos normas y la de concursos mercantiles.

El abogado expresó que todavía está en duda si el taller de mantenimiento (MRO) realmente puede ser una empresa independiente o debe regresarse al patrimonio de Mexicana.

Dijo que también está en duda si existe derecho a que las empresas privadas paguen por el usufructo de los slots a Mexicana de Aviación, que les fueron entregados de manera ilegal por las autoridades desde que esta suspendió operaciones.Refirió que también está en tela de juicio si los ex accionistas de Mexicana de Aviación tienen responsabilidad por su participación en la quiebra fraudulenta de la paraestatal.Asimismo, señaló que está en un juicio, aún no resuelto, si Bancomext y Banorte tienen responsabilidad también al haber obligado al cierre a la empresa ejecutando sus garantías de forma ilícita con base en un crédito mal otorgado.Joaquín Ortega indicó que también está pendiente la resolución de un expediente de amparo para saber si la transmisión de los bienes de Mexicana de Aviación a Tenedora K es válida.Sobre este punto, explicó que tal acción se llevó al cabo cuando ya estaba el recurso mercantil y se requiere un permiso expreso de la Secretaría de Hacienda para que se lleve el proceso de compraventa que involucra la transmisión del título de concesión.”Por eso la juez Edith Alarcón no podía decretar la sentencia de quiebra antes de que estuvieran resueltos los amparos anteriores y existen muchas razones para combatir el fallo de quiebra”, insistió.Empero, dijo que la razón principal de esta defensa es que hay 8 mil 620 trabajadores directos y 200 mil trabajadores indirectos que se quedarán sin ingresos y sus familias están padeciendo los estragos de un fraude cometido por otros.Además, señaló que Mexicana de Aviación es la empresa que puede defender la soberanía del país en el territorio aéreo al retener las rutas aéreas y slots que tiene en el extranjero y es la única que puede acabar con los abusos en tarifas y los abusos en el trato cotidiano de los pasajeros.Asimismo que las rutas, así como los horarios de despegue y aterrizaje (slots) pertenecen a los trabajadores de Mexicana y no a Interjet, Volaris o Aeroméxico.”Vamos a seguir con movilizaciones porque los compañeros están muy enojados y quieren demostrar que la planta laboral completa seguirá en la pelea, aunque se prolongue por 30 años”, dijo.




Volver arriba