Ataque a clérigos católicos

Desaparecen tres sacerdotes y uno muere por golpiza

MATAMOROS.- Tres sacerdotes de la Iglesia católica de Tamaulipas están desaparecidos; otro murió a causa de una golpiza que le propinaron presuntos miembros del crimen organizado y uno más continúa delicado tras ser atacado con un bat, confirmaron fuentes de la Diócesis local, de acuerdo con el semanario “Proceso”.

“En días pasados desaparecieron otros dos sacerdotes de Ciudad Victoria”, refirió la fuente que solicitó mantenerse anónima.

En las misas del pasado domingo, en algunas iglesias de la capital se elevaron oraciones para que regresen con vida, agregó la fuente.

Incidente anterior

La desaparición de los sacerdotes se suma a la de Carlos Ornelas Puga, secuestrado el 3 de noviembre pasado y de quien hasta ahora se desconoce su paradero. Fue plagiado de una parroquia del municipio de Jiménez, perteneciente a la diócesis de Ciudad Victoria.

Además de los desaparecidos, otro sacerdote de la Iglesia, identificado como Guillermo Amaro César, murió a causa de los golpes que le propinaron presuntos miembros del crimen organizado. Sin embargo, las autoridades estatales afirmaron en la versión oficial que el párroco fue víctima de un asalto.

También se reportó el caso de otro cura golpeado recientemente, quien pertenece a la parroquia del Buen Pastor.

De acuerdo con versiones extraoficiales, el clérigo que se habría negado a oficiar una misa que se celebraría en una capilla dedicada a la Santa Muerte, imagen venerada por muchos mexicanos, entre ellos miembros del crimen organizado, pero cuyo culto no está autorizado de manera oficial.

Hasta ahora las autoridades de la Iglesia católica y las estatales no han dado información sobre los atentados contra los religiosos.




Volver arriba