Deudos del casino Royale rechazan memorial erigido en Monterrey

Deudos del casino Royale rechazan memorial erigido en Monterrey

MONTERREY, Nuevo León (Notimex).- Deudos de las víctimas del casino Royale expresaron repudio al memorial erigido, a tres años del multihomicidio, al considerar que autoridades estatales y municipales no respetaron dimensiones y sitio pactados para su realización en la avenida San Jerónimo.

Este día no hubo ceremonia oficial por parte de autoridades del municipio de Monterrey o el gobierno de Nuevo León para inaugurar la fuente con un corazón entrelazado en la parte superior y 52 chorros de agua, que representa cada una de las víctimas.

En tanto, tras la misa oficiada en la Iglesia de Nuestra Señora del Carmen, los familiares de las víctimas decidieron no acudir al memorial, erigido casi al frente de lo que fuera el centro de apuestas.

Simplemente optaron por recordarlos frente a las ruinas del inmueble, ante las cruces colocadas con los nombres de las 52 personas fallecidas la tarde del 25 de agosto de 2011 a manos de un grupo delictivo que prendió fuego al casino.

‘Por supuesto que no acudimos, si a nosotros no se nos habló para nada, ni el gobierno del estado, ni nadie, cómo es posible que nosotros vayamos a ir a un memorial donde no se fue tomado en cuenta’, señaló Samara Pérez Muñiz, sobreviviente del ataque y madre de uno de los fallecidos.

En su momento, recordó, ‘dimos perfectamente las condiciones de lo que nosotros, todos, pedimos, por lo que estamos inconformes y repudiando lamentablemente el que hayan hecho ese memorial y no es correcto’.

Pérez Muñiz indicó que esta inconformidad la presentarán por escrito ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH).
‘Vamos a buscar al señor gobernador –Rodrigo Medina-, le hago una petición pública de audiencia al señor gobernador, una petición pública de audiencia a la alcaldesa Margarita Arellanes, que nos den la cara de una vez por todas, que no sea año con año que nos busquen para decir, qué les falta’, manifestó.

Expuso que el diseño hecho y donado por Brenda Tamez, hija de Rómulo Tamez, uno de los fallecidos en el atentado, fue el que se había pedido a autoridades estatales y municipales, así como a la CEDH, durante reuniones previas desde el año anterior.

Al respecto, Brenda Tamez lamentó ‘la falta de interés del gobierno por querernos callar la boca y decir, aquí está, aunque sea chiquito, pero ahí está’.

Mencionó que la petición de ellos era de un memorial de al menos 12 metros y lo que hicieron fue algo más pequeño, porque ‘hay desinterés, no les importa’.




Volver arriba