Voces del público

Cuanto más ignorante sea el pueblo, más van a perdurar ellos y más enriquecimientos ilícitos habrán, la corrupción siempre estará presente, porque es el negocio de los políticos yucatecos sinvergüenzas.

1) Ivonne Ortega Pacheco dejó una deuda estatal de 2,400 millones de pesos, 2) Alejandro Menéndez Bojórquez defraudó con varios millones de pesos a gente del campo yucateco, 3) César Bojórquez Zapata no dejó del todo claro algunos millones de pesos al entregar la presidencia municipal, 4) Angélica Araujo Lara, otros millones de pesos no aclarados en la compra de luminarias de baja calidad, 5) Omar Lara , otros millones no aclarados, manejados en lo obscurito en su relampagueante mandato municipal, 6) un Isstey con finanzas dudosas (caja chica de la ex gobernadora Ortega Pacheco) y que ya pide a gritos una minuciosa auditoria, pues existen extrañas compras y ventas de propiedades de varios millones de pesos, 7) viajes al extranjero de familiares del actual presidente municipal, pagados con fondos municipales, 8) desvío de aproximados 1,600 millones de pesos en la Secretaria de Educación del Gobierno del Estado, profesores muertos en nómina y profesores cobrando y que nadie conoce en la Segey. Un verdadero lastimoso y atroz saqueo a nuestro Estado y ahora se le ocurre al gobernador Zapata Bello cobrar un nuevo impuesto (cedular) a las utilidades de empresas y contribuyentes, me pregunto ¿A la bolsa de qué político sinvergüenza se irán estos nuevos recursos? somos gente de trabajo, tenemos un estado productivo (la danza de los millones mencionados lo demuestran) y que cumplimos con el pago de nuestro impuestos, pero cuando nos enteramos de todos estos descarados robos y desvíos, nos sentimos traicionados por nuestras autoridades, y ya lo dijo un respetado empresario yucateco, “creemos que la impunidad es la madre de la corrupción, pues quienes saben que no pasa nada, de todo hacen”. Pongamos un alto a todos estos políticos yucatecos sinvergüenzas, ya basta, saquemos al verdadero ciudadano yucateco que traemos dentro, exijamos a estos cabrestos que respeten los dineros del pueblo, que no lo toquen.

Mario Góngora Flota

[email protected]




Volver arriba