Voces del público

Ayuda para un perro

Un automóvil atropelló a un perro y momentáneamente nos hicimos cargo de él, pero aunque hablamos al Ayuntamiento para que nos apoyaran no nos hicieron caso, que porque no estaba muerto. Si alguien puede apoyar, yo no puedo hacerme cargo de él pues no tengo recursos. El perro tiene las dos patas traseras fracturadas. Dejo mi dirección y teléfono para quien quiera y pueda hacerse cargo del animalito: -Lorenzo Urtecho Euán; calle 28 número 275 por 5-N, Juan Pablo-Los Ángeles (frente al estacionamiento grande del megaparque); 999-214-5052; Mérida, Yucatán

“A ver si es cierto”

La Asociación de Pensionados y Jóvenes de la Tercera Edad de Yucatán les manda una felicitación a los honorables legisladores que consiguieron para su provecho personal unos jugosos aguinaldos para que puedan disfrutarlos con su familia. Esto lo habrán conseguido como fruto del esfuerzo de su trabajo, así como también levantando las glorias del poder y no las necesidades del pueblo que votó por ustedes para que los representantes en el Congreso del Estado de Yucatán, Federal y Senadores.

Vamos a poner un ejemplo para ver si es cierto o mentira lo que acabamos de señalar.

La Asociación de Pensionados de Yucatán le solicita a estos funcionarios públicos que legislen a nuestro favor para ver si consiguen ante el Seguro Social (IMSS) una reestructuración de nuestras pensiones en hasta un 50% más del que actualmente tenemos, esta insititución sólo no da una pensión equivalente a un salario mínimo del D.F.

Queremos decirles que cuando trabajamos durante 40 ó 45 años ininterrumpidos pagamos cuotas tributarias como son: 1. Previsión Social; 2. Cuota obrero patronal; 3. Infonavit; 4. Gobierno federal; 5. Cédula cuarta, etcétera. Que no se les olvide que la mayoría de las personas senectas somos gente neurodegenerativa.

Estaremos esperando la respuesta a sus acciones antes de que termine el año 2013. -José Raúl Ruiz Baeza, Natalio Pech Ortiz, Prudencio Canché Ek, Dulce Canto Sánchez, Hernán Irgoñen y María Elena Salazar y Rosa; Mérida, Yucatán




Volver arriba