Voces del público

Cambio de horario

He leído con atención acerca del problema de la pretensión del cambio de horario para el estado de Quintana Roo; así como he seguido los argumentos anteriores sobre el pro y el contra, y los seguimientos para llevarlo al cabo, aún bajo las mentiras y falsedades de la “Promotora del Cambio de Horario”, Cristina Alcayaga, con la anuencia de los hoteleros de dicha entidad.

Me atrevo a emitir una opinión personal porque considero que los perjuicios y daños físicos que habrá a los niños, estudiantes, trabajadores y amas de casa, además de los morales y económicos no sólo afectan a los quintanarroenses, sino también a la economía del estado de Yucatán y a los yucatecos que trabajan en dicha entidad, amén de que de por sí es inaceptable que un grupo de hoteleros por el solo hecho de pensar en el dinero de los turistas, perjudiquen a la población estudiantil, a las amas de casa, a los trabajadores y a todos los ciudadanos. Y peor aún que los señores senadores y diputados no se den cuenta de esto y puedan aprobar dicho cambio. Un cambio de huso horario nuevamente para Quintana Roo, que ya se ha efectuado en dos ocasiones y revertido en ambas por inoperante y dañino a la economía. La ciudad de México se encuentra en el paralelo 19 grados Norte y no “en el 94″ ya que éste no existe, los paralelos sólo llegan hasta los 90 grados y éste corresponde al Polo Norte. ¿Y dicen que éste es un “argumento sólido” para revisar la propuesta? ¿Estos garrafales errores los presentó en la Cámara de Senadores y lo aprobaron? ¿no revisaron la veracidad y exactitud de sus erróneos argumentos? Ojalá los señores diputados federales tomen conciencia y no lo aprueben. -Mario Bolio García; [email protected]; Mérida, Yucatán




Volver arriba