Tilapia en Halachó: del estanque a la mesa

1 / 31




Productores acuícolas, funcionarios de la Sagarpa, de la Secretaría de Desarrollo Rural y biólogos atestiguaron hoy la exitosa producción de peces tilapia en la granja “Ix Cay” de la comisaría de Santa María Acú, en el municipio de Halachó.

Los invitados probaron la deliciosa carne blanca del pez frito, acompañado de arroz, salpicón de romanita y aderezo de chile max, platillo que hizo repetir de menú a muchos de los asistentes.

La presidenta de la sociedad cooperativa de “Ix Cay”, María Bonifacia Trejo Canul, comentó: “aquí salen del estanque, a la mesa”.

Para las seis mujeres campesinas que producen la tilapia, con apoyo de sus esposos y familiares, fue una fiesta grande el acontecimiento porque recibieron del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) el Reconocimiento en Buenas Prácticas de Producción de Tilapia, un hecho histórico porque es la primera granja acuícola de Yucatán que obtiene esta acreditación.

Las orgullosas mujeres campesinas María Bonifacia Trejo Canul, presidenta de la sociedad cooperativa “Ix Cay”; Elizabeth Ku Ojeda, Martha Dzib Hoó, Hortencia May Martín, María de la Encarnación Caamal Cauich y Herminia Ku Cauich recibieron la felicitación del presidente del Comité Estatal de Sanidad Acuícola de Yucatán, Arturo González González, del coordinador de Inocuidad del Cesay, biólogo Ricardo Flores Santana, de la gerente, bióloga Miroslava López Lara, del jefe del Programa de Salud Animal de la Sagarpa, Alfredo Colín Alvarez, y de los productores Raúl Zapata Cervantes, Felipe Rodríguez Ballote, Manuel Abraham,entre otras.

Las socias hicieron una demostración del proceso de crianza de las tilapias, de cómo pescan con las tarrayas, las alimentan en los estanques, los proveen de oxígeno y el destino final del pez: el guiso.

“Aquí el pescado es más fresco, que en el mar”, dijo doña Bonny. “Sale del estanque, va a la sartén y va directo a la mesa”.

La granja produce poco más de 20 toneladas al año y tiene compradores fijos, lo que garantiza la comercialización de toda la producción.

Santa María Acú es un pueblito cercano a Halachó. Se entra por una angosta carretera, llena de enormes baches, que está a la orilla de la carretera Maxcanú-Halachó.- Joaquín Chan Caamal

 

 




Volver arriba