Un negro historial

Una agrupación, con antecedentes de defraudación

La agrupación Fomento Social y Educativo, A.C., presuntamente vinculada a un fraude múltiple a familias de escasos recursos de Mérida, principalmente del Sur y Oriente, cuenta con antecedentes por este delito en esta ciudad y en Quintana Roo.

Ayer informamos que los estafadores dejaron en algunas escuelas volantes donde invitaban a los interesados a inscribirse a un presunto plan de becas con montos de $250 a $350. Varias personas fueron timadas.

Ayer se averiguó que el año pasado, la agrupación, cuyas oficinas están en la colonia Felipe Carrillo Puerto-Chuburná y su matriz en el estado de Puebla, estuvo involucrada en un fraude. Acumuló más de 50 denuncias por el delito de defraudación, según se informó.

Se hacía llamar “Alianza Educativa Alimentaria, A.C.”. Esa agrupación solicitó a cada uno de los beneficiarios una aportación de 50 pesos a cambio de recibir una despensa mensual por un lapso de seis meses.

Sin embargo, tras el pago nunca se recibió el apoyo.

Muchos afectados

En ese entonces, hubo más de 3, 000 personas afectadas.

La manera de operar fue similar. En las escuelas se repartieron volantes donde informaban del apoyo e indicaban que era ayuda de una asociación dedicada a la ayuda de familias que se encontraban en pobreza extrema.

En julio del año pasado se detuvo a Edwin Cahum Tuyub, en Cancún, Quintana Roo, por fraudes a nombre de esa misma agrupación.

Utilizaba el mismo modus operandi.

En el estado, de acuerdo con el sitio de internet de la asociación, www.fomentoeducativo.org.mx, está dirigida por Hernán Pinto Molina, administrador general y gestor de proyectos; José Luis Magaña Escalante, enlace ciudadano, y Gabriela Ortega Ferráez, enlace empresarial.

Sus oficinas, señalaban, se encontraban en la calle 60 con 13-A de la colonia Felipe Carrillo Puerto.

Durante una visita del Diario al lugar se constató que el sitio sí existe. Sin embargo, no son las oficinas de la agrupación, es un edificio de dos plantas y rentan oficinas.

La encargada del lugar informó que hace una semana representantes de la agrupación acudieron para rentar una oficina. El contrato era por un mes.

Entre otras cosas, entregaron documentación de su acta constitutiva, hojas membretadas y su Registro Federal de Contribuyentes

Indicaron en recepción que si llamaban para pedir informes se los dieran.

Sin fondos

“A nosotros también nos utilizaron”, dijeron.

La agrupación pagó con cheque por la renta de las oficinas, pero no tenía fondos. La misma situación se vivió con la renta del auditorio de la Coparmex.

Ayer, agentes de la Policía Ministerial acudieron a las oficinas para comenzar con el rastreo de los presuntos delincuentes.

De acuerdo con las investigaciones, los defraudadores estarían involucrados en otros fraudes de índole social, como la construcción de pies de casas y otros apoyos.

El fraude se descubrió luego de que representantes de la agrupación intentaron cobrar por las tarjetas de débito donde les depositarían el apoyo de becas.- David Chan Caamal




Volver arriba