Pruebas en gasolineras

Toman muestras por una alerta en céntrica iglesia

El templo de Monjas, cuyo pozo tiene fuerte olor a combustible

Inspectores de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente (Seduma) tomaron muestras del agua de la cisterna de una gasolinera ubicada en la calle 64 por 65 del centro de la ciudad, donde además realizaron pruebas de hermeticidad en los contenedores subterráneos para determinar si hay fugas de combustible en las cisternas de la estación de servicio, informó el titular de la dependencia estatal, Eduardo Batllorí Sampedro.

El funcionario adelantó que la visita de inspección se replicará en otras gasolineras ubicadas en el primer cuadro de la ciudad luego de que se comprobó que el pozo de la iglesia de Monjas tiene un fuerte olor a combustible.

De forma inicial la denuncia la atendió Protección Civil, cuyos inspectores comprobaron que el pozo de la iglesia tiene olor a hidrocarburos, por lo que el caso fue turnado a la Secretaría de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente del gobierno del Estado.

El secretario Batllori Sampedro señaló que los resultado se tendrán dentro de una semana, ya que las pruebas que se realizaron son especializadas para determinar si el agua está contaminada y si existen fugas en los contenedores de combustibles de las gasolineras.

En estos días los inspectores de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente realizarán pruebas similares en la estación de servicio ubicada frente al parque de San Juan y en la gasolinera de la calle 59 entre 64 y 62 del centro de la ciudad.

La denuncia del sacerdote de Monjas por el olor constante a combustible en el pozo de la iglesia la recibió hace tres semanas la Dirección de Protección Civil del gobierno del Estado.- Alejandro Moreno Peña




Volver arriba