Otra tragedia en la Itzaes

Cae de un camión en movimiento y muere una mujer

Sobre la avenida Izaes con calle 29 de la colonia García Ginerés quedó el cadáver de la contadora Suemy Isidra Chi Burgos, luego de que al caer del camión en movimiento éste la pasara las llantas sobre la cabeza

La contadora pública Suemy Isidra Chi Burgos, de 30 años de edad y oriunda de Yaxcopoil, murió ayer a las 8:30 de la mañana al caer de un camión en movimiento y pasarle éste las llantas traseras encima de la cabeza, en la avenida Itzaes con calle 29 de la colonia García Ginerés, a unos metros de la Clínica de Mérida.

Aunque la muerte fue al instante, algunos testigos aseguraron que la mujer hizo el intento de levantarse.

“Fueron sus reflejos”, dijeron paramédicos de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), quienes confirmaron el deceso y notificaron a la Fiscalía General.

Los pasajeros obligaron al chofer a detenerse a pocos metros del accidente, lo bajaron y al llegar la policía lo entregaron a la autoridad.

El camionero fue trasladado de inmediato por la patrulla 1881 al edificio de la SSP, debido a que algunos pasajeros lo querían golpear.

Algunos le gritaban una y otra vez “¡Asesino!”. Al parecer debido a lo tenso del ambiente, los representantes de la empresa camionera no se presentaron en el lugar.

El mortal accidente obligó al cierre de uno de los dos carriles de la transitada vía en su sentido de Sur a Norte, lo que ocasionó serios problemas de vialidad.

Agentes de la SSP realizaron una operación para agilizar el tránsito. Sin embargo, por momentos fue imposible debido a que el hecho ocurrió en una hora pico.

De acuerdo con los datos aportados en el lugar del accidente, el autobús de la Unión de Camioneros, placas 801221-Y de la ruta Circuito Colonias, manejado por Julio César Ku Quen, transitaba de Sur a Norte sobre la avenida Itzaes.

Como pasajera viajaba Suemy Chi. La joven contadora se acercó para pedir parada y bajar en la esquina de la avenida Itzaes con calle 29. El autobús transitaba con las puertas abiertas.

En un momento Ku Quen frenó de manera intempestiva, lo que hizo que la mujer cayera del camión y terminara sobre el arroyo vehicular; cuando el autobús continuó su marcha, las llantas traseras derechas del camión le pasaron sobre la cabeza a la infortunada mujer.

Los pasajeros obligaron a Julio César Ku a detenerse y luego de unos minutos lo entregaron a la SSP.

Testigos aseguraron que la mujer hizo por levantarse, pero cayó y quedó inmóvil.

Personal de criminalística, Ministerio Público y del Servicio Médico Forense realizaron las diligencias para el levantamiento del cadáver.

El cuerpo fue trasladado al Semefo para la necropsia de ley y el chofer fue puesto a disposición del Ministerio Público. Sería acusado de homicidio imprudencial, delito que alcanza fianza.- David Chan Caamal

En sus propias palabras

PASAJEROS DEL CAMIÓN

Testimonio de Laura González: “La joven (Suemy Isidra Chi Burgos) estaba sentada en la tercera banca del autobús. Se veía contenta porque reía cuando estaba enviando mensajes en su celular”.

“Una esquina antes de llegar a la Itzaes con 29, donde ocurrió la tragedia, se acercó a pedir parada, pero como el chofer iba platicando no se percató de que ya iba a llegar a la esquina. Entonces ella le gritó al camionero que iba a bajar en la esquina”.

“En ese momento el chofer (Julio César Ku Quen) frenó de golpe para darle parada, pero ella cayó y la aplastó el camión”.

“Le comenzamos a gritar (al camionero) que se detuviera, mientras que dos hombres que estaban en el asiento de adelante se le acercaron para obligarlo a parar el camión. El chofer tenía intenciones de huir”.

Mario Cetz, otro pasajero: “Sentimos como si el camión hubiera pasado una especie de tope, se sacudió el camión. Al bajar del camión vimos a la mujer tirada en la vía. Sabíamos que estaba muerta, fue algo horrible”.

Al lugar arribó la ambulancia 21-H, de la SSP, cuyos paramédicos certificaron la muerte de la mujer. En el camión viajaban 30 personas, quienes se fueron retirando del lugar luego de rendir su declaración a la Fiscalía. “El camionero transitaba con las puertas abiertas desde calles atrás, además de que iba platicando con una mujer”.

Sobre la vía quedaron los zapatos de la mujer y un bolso donde llevaba sus pertenencias. Ku Quen fue entregado a la Policía, quienes lo entregaron al Ministerio Público acusado de homicidio imprudencial.




Volver arriba