Mordida por un chihuahua

Una mujer policía es atacada al ir a prestar un servicio

Policías tranquilizan a un perro Chihuahua poniéndole un trapo en el hocico

MOTUL.- Circo, maroma y teatro es lo que protagonizaron policías municipales para capturar a un pequeño perrito chihuahua, luego de que el animal mordió a la mujer policía Alejandra Gurubel, después de que lo separara de la multitud de gente para ir a atender a una persona de la tercera edad que se cayó en el Centro Histórico.

Los hechos fueron a las 9:30 de la mañana en el primer cuadro de la ciudad, cuando la policía Alejandra Gurubel iba a auxiliar a una persona mayor que cayó al suelo.

La oficial corrió entre la gente para prestar ayuda. Al llegar al lugar, vio a un perro Chihuahua y trató de moverlo con sus manos, pero el perro reaccionó y por instinto le mordió la muñeca izquierda. La herida sangraba.

Ella dio el aviso a sus compañeros por la radio de que un perro la había mordido en la mano izquierda, entonces los elementos que están en la base del Palacio municipal, entre ocho elementos, corrieron a ver al animal, pensando que un perro de enorme tamaño mordió a la uniformada. Los policías municipales dieron una tremenda vuelta a la manzana, donde salieron por la calle 28, pasando la 27 y terminando en la 26-A que está enfrente del palacio y cuya calle es donde el animal se refugió debajo de un automóvil. Al llegar, los policías se llevaron una sorpresa al ver al pequeño perro, ya que ellos imaginaron que era un doberman, un pastor alemán o un boxer que se escapo de sus dueños y había mordido a la oficial, pero no fue así, era un pequeño chihuahua astuto que puso en aprietos y apuros a los uniformados. Palos, sogas y hasta la mano, pero con el miedo de ser mordidos, los oficiales trataron de sacar al perrito que solo estaba acostado y sin moverse, pero los oficiales tenían miedo a que les muerda el animal. Luego de que el animal sintió que lo estaban presionando a salir, éste salió intempestivamente y corrió por casi todo el parque José María Campos, seguido de cuatro oficiales que iban detrás de él como que si el canino hubiera cometido un delito y era prófugo de la justicia. Astutamente, el animal se cansó de que ni se acercaban a atraparlo, se metió debajo de un taxi de la ruta Mérida-Motul donde pasó más de 15 minutos y los cuales bastaron para que los policías lo agarraran ya que el solito se entregó a las autoridades, como que si asumiera su culpa de lo sucedido. La gente solo se reía de la astucia del animal y a los policías que con sus métodos infalibles no podían atraparlo. Al ser atrapado, el animal solo se quedó viendo a los policías y comenzó a forcejear y al tratar de ponerle un trapo en su hocico para que no mordiera a los uniformados, pero el animal se rehusaba con sus patitas a que se lo pongan.

Intentos

Luego de seis intentos, varios agentes controlaron al animal y lo llevaron a la Dirección de Seguridad Pública y Vialidad, pero el animal fue mojado para que se tranquilizara. La policía mordida fue llevada igual a la dirección para que sea atendida por los paramédicos.-

Perro | Ataque

Una mujer policía intentó auxiliar a un adulto mayor y la mordió un Chihuahua.

Aviso

Ella dio aviso a sus compañeros por medio de la radio de que un perro la había mordido en la mano izquierda; entonces los ocho oficiales que están en la base del Palacio Municipal corrieron en apoyo de la mujer policía, pensando que el ataque a la policía fue de un perro de enorme tamaño.



Volver arriba