Insultos y arreglo amistoso

Insultos y arreglo amistoso

Dos camioneros se echan la culpa de un accidente

El chofer que dijo llamarse Érick  Gerardo endereza su espejo

“Tú das el desayuno”, con esa frase terminó el choque de camioneros de Rapsa, en un paso peatonal de Pensiones, ante la ausencia de la policía y directivos de la empresa para resolver el conflicto.

La serie de discusiones, incluyendo insultos entre sí, terminó después de unos 40 minutos de caos vial, cuando los choferes decidieron mover los autobuses.

“Vámonos, no viene nadie, ya perdimos más pasajeros (por el tiempo inactivo)”, dijo Virgilio Mier o Guerra, uno de los guiadores.

El otro chofer, Érick Gerardo, alias “Quecha”, aceptó la propuesta, manejó en reversa unos metros, enderezó su espejo retrovisor con la ayuda del otro chofer y luego ambos se retiraron.

Los numerosos guiadores atascados con sus vehículos en la avenida Alfredo Barrera entre las calles 48 y 46 vieron fin al problema que comenzó poco después de las siete de la mañana.

“Eres un p… tú te metiste en mi carril”, fue una de las acusaciones de Virgilio, quien dijo apellidarse Guerra, pero Érick Gerardo dijo que el apelativo de su compañero: “Es Mier y, además, lo tienen en la mira por conflictivo”.

“No es cierto, lo hiciste a la mala, culebreastes para chocarme, estabas atrasado (en tu turno) y no querías que te pase”, fue la respuesta, palabras más, palabras menos.

El choque fue exactamente en el paso peatonal a la Ceiba, cuando los camiones iban de Poniente a Oriente.En esa franja estuvieron los 40 minutos que duró la discusión, ante la ausencia de la SSP.Ambos guiadores sostenían su inocencia y también coincidieron en que sus “unidades” necesitan mantenimiento. Por ejemplo, “la Qecha”, como le apoda Virgilio a Erick Gerardo, intentó mover el camión, pero no lo consiguió porque la dirección “no está bien y las llantas están abiertas” por falta de mantenimiento.Uno de ellos se refirió a “inspectores” del Transporte que piden dinero a los guiadores.”Nunca les doy, me amenazan que algún día voy a caer, pero les respondo que me levanto”, comentó en voz alta.- R.F.G.




Volver arriba