Herida de bala una niña

Toma la escopeta de su papá y se le dispara en el pie

Una adolescente de 13 años de edad, vecina de Tetiz, fue ingresada ayer al hospital Agustín O’Horán, luego de que ella misma se disparó de manera accidental con la escopeta de su padre.

De acuerdo con los datos recabados, los hechos ocurrieron el jueves por la tarde en Tetiz. La joven se encontraba en su casa cuando de pronto vio varias palomas de monte en el patio de su casa por lo cual tomó la escopeta de su papá.

Las menor se acercó a donde estaban las aves, pero en un descuido el arma se accionó y la bala se le incrustó en el pie derecho.

La menor fue auxiliada y traída a Mérida en la ambulancia de traslado del municipio, con herida de proyectil, orificio de entrada sin salida, en el pie derecho.

A la menor la sometieron a cirugía para extirparle los perdigones incrustados.

En otro hecho, la SSP reportó que a las 8:25 de la mañana ocurrió un accidente en la calle 40 entre 35 y 35 del fraccionamiento Residencial del Norte, en Chenkú.

Rodrigo Antonio Segovia Sánchez, quien estaba ebrio, conducía el Honda FIT Placas YZS-22-69; debido a su ebriedad, en un momento perdió el control del volante de su vehículo. De acuerdo con su versión, maniobró para no chocar con otro vehículo que se le atravesó.

Su Honda FIT se subió a la acera y se estrelló con un poste de madera de la CFE que, por el impacto, quebró.

No hubo heridos, sólo daños materiales.

Segovia Sánchez fue trasladado al edificio de la SSP, donde lo sometieron a un examen toxicológico arrojó que tenía ebriedad total.

Además de los daños, tendrá que pagar una multa de 5,600 pesos por manejar en estado inconveniente.- David Chan Caamal




Volver arriba