Extraño intento de robo

Entran a fábrica y se llevan una caja pese al vigilante

Agentes ministeriales trasladan a la Fiscalía General del Estado la caja fuerte que al parecer uno o varios ladrones intentaron llevarse, como parte del botín en un intento de robo efectuado en la fábrica "Estucos y Adhesivos", que está en el kilómetro 14 de la carretera Mérida-Umán

En la madrugada de hoy la policía estatal fue notificada de un intento de robo en una fábrica de materiales de construcción, en el kilómetro 14 de la carretera Mérida-Umán.

La policía estatal recibió una llamada en la que se le notificó que horas antes una o varias personas intentaron sustraer la caja fuerte de las oficinas de la fábrica.

Lo más extraño del caso es que la fábrica tiene vigilante las 24 horas en una caseta situada a unos metros de las puertas de las oficinas, y los ladrones pudieron ingresar hasta ésta sin ser vistos o escuchados.

De acuerdo con los datos recabados en el lugar de los hechos, el intento de robo pudo haber sido entre las 4 ó 5 de la madrugada, ya que la caja fue descubierta a las 6 de la mañana; los ladrones la dejaron en la maleza de un terreno baldío, a un costado de la ciclopista, cubierta con una camisa blanca.

Personas que pasaban por el lugar dieron aviso al vigilante de la empresa denominada “Estucos y adhesivos”, el cual acudió a verificar lo dicho, llevándose la sorpresa de que se trataba de la caja fuerte del negocio.

De inmediato se lo comunicó al representante y encargado, quien a su vez solicitó la presencia de una unidad policíaca.

Al lugar acudió la unidad 5840, cuyos elementos “peinaron” la zona y parte del terreno, para tratar de dar con los delincuentes, que en su intento por sustraer la caja, al no conseguir abrirla, la abandonaron a un costado de la ciclopista. En su huida dejaron a un costado de la barda una bicicleta tipo montaña de color negro.

Se cree que al sacar la caja de la fábrica y después de intentar abrirla fueron descubiertos o por el peso no pudieron seguir cargándola, por lo que huyeron y la dejaron a un lado de la vía cubierta con la camisa para ocultarla, con la intención de regresar a buscarla.

Personal de la Policía Ministerial destacada en Umán y agentes de Servicios Periciales de la Fiscalía General del Estado se dieron cita para recabar datos de los hechos, tomando fotos y huellas de la caja fuerte, misma que fue llevada a la Fiscalía para realizar más pruebas que ayuden a dar con los delincuentes.

El representante y el encargado de la fábrica de materiales acudieron a la agencia del Ministerio Público en Umán para poner la denuncia correspondiente contra quien resulte responsable.

De igual forma, la Fiscalía General iniciará las investigaciones de campo en las oficinas, para recabar más datos de cómo pudieron haber ingresado a la planta sin ser detectados por el vigilante de la empresa privada.- Aurelio Moreno Brito




Volver arriba