Dos meses a la Fiscalía

Dos meses a la Fiscalía

Las investigaciones se harán en ese lapso otorgado

El juez Luis Edwin Mugarte en la audiencia de vinculación anteayer

Dos meses tendrá de tiempo la Fiscalía General del Estado de Yucatán para hacer estudios de mecánica de lesiones, mecánica del hecho, análisis de más 35 objetos, entrevistas complementarias, así como pruebas químicas, perfiles psicológicos y criminales, entre otros estudios periciales, para demostrar la coautoría de Enrique Lara González y Pablo Santos García Gutiérrez, de 37 y 33 años, respectivamente, en el homicidio calificado de Felipe de Jesús Triay Peniche.

En las primeras horas de ayer jueves el juez Luis Edwin Mugarte otorgó sólo dos meses para la investigación y seis meses para ambos indiciados como medida cautelar que termina el 27 de febrero de 2015, mientras que el tiempo para la investigación concluye el 27 de octubre del presente año.

Además, ordenó a la Fiscalía que investigue los hechos de presunta tortura y secuestro que denunció Pablo Santos García Gutiérrez contra agentes de la Secretaría de Seguridad Pública.

En la audiencia, el juez dictó auto de vinculación a proceso como presuntos responsables de la muerte de su colega, quien fue encontrado desmembrado en dos cajas de cartón dentro de una camioneta en el estacionamiento de un centro comercial de Ciudad Caucel el 20 de agosto.

El juez encontró que los elementos que presentó la Fiscalía hasta el momento tienen valor probatorio para determinar que existen diversos indicios que al ser analizados prueban la coautoría en el homicidio del médico psiquiatra del Centro de Salud Mental de Yucatán, hecho que se presume ocurrió en las primeras horas del sábado 16 de agosto en el predio 202-F de la calle 25 por 22 de la colonia García Ginerés.

Entre los objetos que la Fiscalía presentó como prueba destacan guantes, cuchillo, sierra eléctrica, un pico, un hilo negro, además de una impresora, un aire acondicionado, entre otros que fueron encontrados en el domicilio de la colonia García Ginerés donde se presume que pudo ocurrir el homicidio y desmembramiento del doctor Triay Peniche.

Una de las pruebas testimoniales que presentó la Fiscalía es que los señores Jorge Carlos de La Cruz y Alicia Herrera Alberto señalaron que no escucharon ningún ruido en el departamento que le rentaban a Pablo Santos porque ellos salieron de viaje.

Otro testimonio es el de Luis Chan Chuc, quien señala que el 23 de agosto Pablo Santos tenía en su poder la camioneta negra donde fue encontrado el cadáver.- Alejandro Moreno Peña

Etiquetas: