Fue un accidente, no un caso de “bullying”

La Fiscalía General del Estado informó hoy que el caso de H.A.B.C., de 9 años de edad e ingresado en la clínica del IMSS T-1 con traumatismo craneoencefálico moderado, no se trata de un caso de “bullying”, como difundió la agencia de noticias “El Universal”.

En un comunicado enviado, la dependencia refiere que la madre del menor declaró que su hijo estaba en la escuela y a la hora del recreo un compañero lo empujó contra la pared. Sin embargo, hoy precisa que se trató de un accidente.

A continuación se reproduce la información de la agencia de noticias.

MÉRIDA (El Universal).- Un menor de 9 años de edad  fue ingresado a un hospital de esta ciudad, luego de que sufrió un  fuerte golpe en la cabeza cuando un compañero lo empujó contra una  pared de su escuela a la hora del recreo.

Se trataría de un supuesto caso de “bullying”, ya que esta agresión  ocurrió en una escuela primaria, y el niño afectado sufrió  traumatismo craneoencefálico moderado.  

La Fiscalía General del Estado informó que el menor H.A.B.C fue  ingresado en la Clínica T1 “Ignacio García Téllez” del Instituto  Mexicano del Seguro Social (IMSS) hace unos días, debido a las  lesiones que sufrió durante el recreo.  

La madre del menor manifestó que su hijo estaba en la escuela y a la  hora del recreo un compañero lo empujó contra la pared, provocándole  un fuerte golpe en la cabeza.  

Las autoridades locales no han confirmado si se trató de un caso de  “bullying”, pero aseguraron que el niño presentó traumatismo  craneoencefálico moderado.

Sin embargo, informaron que desde hace algunas semanas el Instituto  para la Equidad de Género de Yucatán (IEGY) ha estado impartiendo  diversos programas y obras de teatro por varias escuelas primarias  del estado, con mensajes relacionados a evitar agresiones como el  “bullying” entre los niños estudiantes. 




Volver arriba