No es nueva la violencia en Xul

Piden vecinos la presencia de la policía estatal

OXKUTZCAB.- La violencia en Xul no es nueva, pues entre sus habitantes hay un alto índice de cultivo y consumo de mariguana, además de que no hay regulación de la portación y uso de armas de fuego, inclusive de algunas que por su calibre son de uso exclusivo del Ejército.

Hace unos días el carpintero Miguel de Jesús Caamal cauich, de 31 años, se enfrentó a balazos con Jhonny Pérez y el primero resultó gravemente herido, hechos denunciados ante la Fiscalía con la averiguación 1577.

Es un secreto a voces que varios campesinos de esa comunidad, con aproximadamente 24 familias, cultivan mariguana en los altos montes de esa zona.

Dicha yerba es consumida incluso por niños de 11 años de edad. El cannabis es la causa principal de que hace un año se arreciaran las riñas en las calles.

Pero lo más peligroso son las armas de fuego en esa comunidad, pues se cree que por cada campesino hay de una o dos armas en su casa.La policía municipal no es competente para enfrentarse con los vecinos de ese lugar cuando pelean, pues los enfrentamientos son con armas de fuego.En septiembre de 2004 Ocho personas, al parecer vecinos de la comisaría de Xul, balearon y lapidaron patrullas sin motivo aparente. A la fecha los atacantes siguen impunes.

Vecinos de esa comunidad indican que urge la presencia de la policía estatal o municipal, para que se calmen los enfrentamientos, pues la población se encuentra a 23 kilómetros de la cabecera y, mientras se da aviso a las autoridades cuando hay alguna eventualidad, éstas tardan más de media hora en llegar, tiempo suficiente para que cualquiera que haya cometido algún delito se dé a la fuga, pues la carretera conecta con el cono sur del estado.- Megamedia




Volver arriba