Flamencos nacidos en reserva crecieron a 17 mil ejemplares

Flamencos nacidos en reserva crecieron a 17 mil ejemplares

MÉRIDA (Notimex).- El número de flamencos nacidos al año en la Reserva de la Biosfera Ría Lagartos ha logrado incrementarse de cuatro mil 200 ejemplares en 1999, a 17 mil en 2013, de acuerdo con un estudio difundido por la asociación civil “Niños y Crías de Yucatán”.

El estudio indicó que en los últimos 14 años, se ha logrado anillar a cuatro mil 466 ejemplares de los 77 mil 70 flamencos nacidos entre 1999 y 2013 en esta entidad.

Ese trabajo ha trascendido fuera de las fronteras yucatecas, según el organismo, pues a través de la experiencia lograda en esos años se ha capacitado a gente de países como Cuba, Venezuela, República Dominicana, Las Bahamas, así como la isla de Donaire, en técnicas de captura, marcaje y monitoreo.

“Niños y Crías de Yucatán” detalló que la población de esta especie en Yucatán, a pesar del componente migratorio que presenta, ha mantenido una curva poblacional anual con tendencia a la estabilidad.

“Consideramos que eso se debe a las acciones mantenidas por más de una década en la restauración y protección de su área fundamental de reproducción en México”, enfatizó.

Aseguró que la Reserva de la Biosfera Ría Lagartos constituye el principal sitio de anidación del flamenco en México.

“El estudio y seguimiento de la población del flamenco en Yucatán comenzó desde la década de los setenta y fue clave para sustentar el decreto de Ría Lagartos como área natural protegida”, añadió.

Actualmente la especie enfrenta retos como la pérdida de sitios para la reproducción, la actividad turística no responsable en sus hábitats de alimentación y descanso, así como otros disturbios, como la interferencia humana y la ocasionada por depredadores silvestres o fauna asilvestrada en las colonias de reproducción.

Ante ello, la asociación ha emprendido acciones entre las que se encuentran las actividades de restauración en las áreas de anidación y en los abrevaderos, la protección de la colonia reproductiva, la estimación de los grupos en las áreas tradicionales de forrajeo.

También realiza la estimación total de la población anual por censos aéreos, el marcaje de un porcentaje de los polluelos de flamenco nacidos cada año y la recaptura visual o lectura de anillos.

“Otra actividad importante es la educación para la conservación del flamenco y sus hábitats, orientada hacia las comunidades que habitan dentro del área natural protegida y específicamente a grupos sociales como los prestadores de servicios turísticos, las amas de casa y los niños”.

“Eso se realiza involucrándolos directamente en tareas de estudio y monitoreo y con actividades de participación masiva como festivales y ferias ambientales”, apuntó.

Se espera que estas acciones, a mediano y largo plazo, proporcionen mejores condiciones para la permanencia y la reproducción del flamenco en la Reserva de la Biosfera Ría Lagartos.

De igual modo, se espera lograr que los prestadores de servicios turísticos se sensibilicen sobre las acciones a tomar para la conservación de la especie y la participación activa de las comunidades poseedoras de este recurso.

Así como para el seguimiento de las aves marcadas con la finalidad de obtener información relevante sobre las zonas prioritarias para su conservación dentro del área natural protegida, resaltó.- Tomás Martín




Volver arriba