PAN: Ayuntamiento no debe recibir las obras del Centro

PAN: Negar mala calidad de obras es mentirle a los ciudadanos.- Imagen de cortesía

PAN: Negar mala calidad de obras es mentirle a los ciudadanos.- Imagen de cortesía

El Ayuntamiento de Mérida no puede ni debe recibir una obra mal hecha, como lo es el remozamiento del centro histórico de la ciudad de Mérida, porque sería tanto como avalar el ejercicio irresponsable de $170 millones de pesos, advirtió Gerardo Bolio de Ocampo, presidente del CDM del PAN en Mérida.

El gobierno del Estado ha pretendido que sea el Ayuntamiento de Mérida el que subsane con recursos municipales todas las fallas detectadas, mismas que debieron ser reparadas mediante aplicación de fianzas o por cualquier otro mecanismo, que se supone debieron estar previstos para el caso .

Como también es irresponsable la pretensión del gobierno del Estado reparar las banquetas mal hechas con recursos que quien sabe de dónde sacará, como una forma de subsanar la irresponsabilidad de quienes ejercieron los recursos que ni siquiera han sido cubiertos al Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Hacer algo así significaría encarecer aún más la obra y hallar una aparente solución mediante una salida fácil en detrimento del erario, porque de alguna partida presupuestal tendría que salir y por tapar un hoyo se estaría abriendo otro.

Es como gastar más dinero en una obra que apenas tiene dos años, sin que haya justificación alguna de por medio.

Debe quedar bien claro que en este caso, lo que el gobierno del Estado tiene que hacer es iniciar todos los procesos que sean necesarios, sean administrativos y/o penales, contra los irresponsables que mal ejercieron los $170 millones, que forman parte de la millonaria deuda que nos heredó Ortega Pacheco.

Esto significa que no sólo nos dejó endeudados, sino que además mal ejerció los recursos que todavía estamos pagando.

Como se sabe, se trata de una obra inaugurada por Ivonne Ortega Pacheco cuando ni siquiera estaba terminada y al poco tiempo se detectaron más 1,000 defectos, situación por la cual la Comuna no ha podido aceptar la transferencia. Ya fueron solventadas unas 500 fallas, pero aún falta la mitad. 

Hoy el ex secretario de Obras Públicas, Francisco Torres Rivas, intenta  engañar a la opinión pública pretendiendo culpar al Ayuntamiento al decir que los desperfectos son a consecuencia de la falta de mantenimiento, cuando perfectamente sabe que mientras no se concrete la transferencia la Comuna está impedida jurídicamente de hacerse cargo de la nueva infraestructura.

Además, es una falacia decir que los desperfectos existen por la falta de mantenimiento porque en realidad se trata de fallas que, como ya se señaló, existen desde que fueron inauguradas las obras.- COMUNICADO

Etiquetas:,