Mejor convivencia

Nuevo centro de mediación en San José Tecoh Sur

1 / 2


Arriba, la fiscal general del Estado, Celia Rivas Rodríguez, y el secretario general de Gobierno, Víctor Caballero Durán, entre otras personas, cortan el listón inaugural del nuevo Centro de Mediación Comunitaria de San José Tecoh. A la izquierda, Caballero Durán ayuda a un niño a "estrenar" uno de los juegos infantiles con los que cuenta el inmueble


De ser un predio abandonado con riesgo de convertirse en “nido de malvivientes”, el predio No. 847 de la calle 54 de San José Tecoh Sur es desde ayer un Centro de Mediación Comunitaria para resolver los problemas de los vecinos de ese rumbo.

Víctor Caballero Durán, secretario general de Gobierno, al inaugurar este décimo centro de mediación -hay cinco en Mérida y otros tantos en el interior del Estado-, destacó que con acciones como ésta se busca fortalecer la seguridad de Yucatán.

Celia Rivas Rodríguez, fiscal general del Estado, señaló ante los vecinos de ese rumbo que la mediación se ha vuelto fundamental para atender y resolver los casos que llegan a esa dependencia.

La ceremonia de inauguración de este nuevo centro de mediación se realizó ayer al mediodía con la presencia de vecinos del rumbo, la magistrada Adda Cámara Vallejos, el diputado local Jorge Sobrino Argáez, y Bernardo Laris Rodríguez, presidente de la Cámara de la Industria de la Radio y Televisión, entre otras personalidades.

En la instalación de este nuevo centro, que contará con tres mediadoras, se invirtieron $813,267.83.

Paz social

En su intervención, Caballero Durán manifestó que con esto se busca fortalecer las acciones encaminadas a mantener la paz social y convivencia vecinal, así como disminuir la incidencia de la violencia y la delincuencia en las colonias.

El funcionario resaltó la importancia de mantener a Yucatán como uno los sitios más seguros del país, porque “los mayores índices de seguridad ofrecen mejores condiciones de trabajo y la seguridad da certeza para las inversiones”.

También indicó que con estas instalaciones, que se concretaron mediante el Centro Estatal de Prevención Social del Delito y Participación Ciudadana de Yucatán (Cepredey), el gobierno estatal refrenda su compromiso de generar condiciones de servicios, seguridad y atención a la gente del sur meridano.

Prevención del delito

“Una política efectiva de prevención del delito y de participación ciudadana tiene que reflejarse en la vida cotidiana de los ciudadanos, por ello ponemos al servicio de ustedes estos módulos de atención, porque en la medida que el gobierno y la sociedad participemos, entonces verdaderamente podremos construir el Yucatán en paz que queremos”, afirmó.

En su turno, la fiscal general recordó que ese sitio donde hoy se encuentran las oficinas con clima artificial, juegos infantiles, estacionamiento, salas confortables para la mediación y demás instalaciones, era un edificio abandonado y a punto de convertirse en refugio de personas que representan un riesgo para la comunidad.- DAVID DOMÍNGUEZ MASSA

De un vistazo

Los centros

Ya son 10 los Centros de Mediación Comunitaria, de los cuales cinco están en Mérida: en el edificio central de la Fiscalía, las colonias San José Tecoh, Fidel Velázquez, Plan de Ayala Sur y Cordemex, y en los municipios de Umán, Kanasín, Progreso, Tizimín y Valladolid.

Modo itinerante

Además hay otro centro de mediación itinerante que recorre los municipios del interior del Estado y sus comisarías.

Para conciliar

El objetivo principal de estos centros es reunir a las partes con algún problema y tratar de que, mediante el diálogo y la conciliación, resuelvan sus conflictos sin tener que llegar a una denuncia penal, mediante arreglos que sean satisfactorios para todos.

Otras funciones

También se busca con estos centros promover una mayor convivencia entre los vecinos, mediante ejercicios de socialización entre ellos, que se promueven a través de sus promotores sociales. A estos centros los ciudadanos pueden acudir para recibir sus servicios de lunes a viernes, en horarios desde las ocho de la mañana hasta las tres de la tarde, y los sábados, de nueve de la mañana a dos de la tarde.




Volver arriba