CICY coordina curso internacional sobre ingeniería de tejidos

La diabetes y las enfermedades cardiovasculares se han convertido en un problema de salud pública y los desarrollos en el área de ingeniería de tejidos pueden ofrecer una alternativa a la donación de órganos, o solucionar de forma sustancial los daños de enfermedades congénitas o degenerativas.

Por ello, la ciudad de Mérida será sede del V Curso de “Aplicaciones de la ingeniería de tejidos en el área cardiovascular y la diabetes”, un encuentro internacional que contribuye a la actualización de la comunidad científica, profesionales y estudiantes en el área de la salud y los materiales.

En el Curso, a realizarse del 8 al 10 de abril en el Centro de Investigación Científica de Yucatán, A.C. (CICY), se tratarán temas relacionados con injertos vasculares, válvulas cardiacas, regeneración de miocardio, desarrollo de materiales para el tratamiento de la diabetes y sus secuelas, además de temas relacionados con la propiedad intelectual y aspectos éticos y económicos en ingeniería de tejidos.

Este encuentro, impulsado por el Grupo de Biomateriales del CICY, “es un evento académico de alto nivel que busca contribuir a mejorar la atención de los pacientes con estos padecimientos, así como discutir el establecimiento de estrategias de planeación y desarrollo científico y tecnológico en México”, indicó el Dr. José Manuel Cervantes Uc, investigador del Centro y coordinador del curso.

En las sesiones se contará con la asistencia de profesionales en el tema, de talla nacional e internacional, como el Dr. Julio San Román del Barrio, del Instituto de Ciencia y Tecnología de Polímeros (España); el Dr. James Kirkpatrick, de la Johannes Gutenberg University (Alemania); el Dr. Conrado Aparicio de la University of Minessota (E.U.A.), la Dra. Araida Hidalgo de la Manchester Metropolitan University (Inglaterra) y el Dr. Diego Mantovani, de la Universidad Laval (Canadá).

Los investigadores del Grupo de Biomateriales del CICY —los únicos que trabajan esta disciplina en el Sureste— se enfocan en varios desarrollos tecnológicos, como el desarrollo de polímeros biodegradables que puedan utilizarse como injertos vasculares para el tratamiento de la ateroesclerosis, y el diseño de soportes específicos para el crecimiento de tejidos, como la piel.

De acuerdo con cifras de la Federación Internacional de Diabetes, más de 371 millones de personas tienen diabetes y para 2030, esta cifra habrá aumentado hasta alcanzar los 552 millones. Nuestro país ocupa el sexto lugar mundial en número de personas con diabetes, enfermedad que constituye la primera causa de muerte, con diez millones de defunciones anuales, en tanto que el Programa Nacional de Salud 2007-2012 reporta a las enfermedades cardiovasculares como la segunda causa de muerte en México. 




Volver arriba