Bajas ventas por el alza del limón

El cítrico registra poca demanda en un mercado local

Una mujer compra limones, ayer, en el Lucas de Gálvez

Comerciantes del mercado municipal Lucas de Gálvez no abrigan muchas esperanzas de que mejoren sus ventas de limón en los próximos días ante los altos precios del kilogramo del cítrico.

En un recorrido por el centro de abasto se pudo constatar que las ventas son bajas y que la demanda es muy inferior a la de semanas atrás.

“Sí se vende el limón, pero en cantidades mucho menores por su alto precio”, dijo María Isabel Uicab Uicab, quien atiende un puesto de frutas en el centro de abasto.

La mujer afirmó que los compradores ahora se llevan tres o cuatro limones, cuando antes de que el precio se disparará compraban uno o dos kilos.

La señora Uicab Uicab, quien vende el kilogramo a $45, informa que en las últimas semanas también se ha incrementado el precio de la naranja y la lima, pero ha bajado el del tomate y la cebolla blanca.

La pieza de naranja pasó de $2 a $4, según dijo, y el kilogramo de lima subió de $35 a $70. El tomate bajó de $10 a $6 el kilogramo y la cebolla blanca, que se cotizaba a $20 el kilo, ahora se vende a $16.

Otro comerciante del Lucas de Gálvez, Melchor Mena Tuz, informó que el limón que comercializa se lo traen de Oxkutzcab. En su puesto el kilogramo se vende a $40.

El entrevistado espera que el precio baje después de Semana Santa, pero otros vendedores del cítrico consideran que el precio se estabilizará hasta mayo o junio.

La Secretaría de Economía del gobierno federal, como ya informamos, espera que el precio del cítrico baje en la segunda quincena de abril.

“Mis clientes antes se llevaban un kilo de limón, ahora sólo compran tres piezas”, dijo Mena Tuz.

En otros puestos se venden dos limones a $10 o cinco a $20. El producto también les llega de Peto y la capital del país.- Alejandro Acevedo




Volver arriba