Dice que “es policía, trabaja en el C-4″

Al referirse al homicida de su hija Paola Noemí León López, la señora Lucina del Rosario López Fuentes reveló: “Es policía, trabaja en el C-4, le dan armas para su trabajo”.

El inculpado, aún en estado grave, es Roberto Glem Ruiz Rivera, quien ayer no rindió declaración preparatoria.

El informe de un agente ministerial confirmó la versión de la señora López Fuentes, ya que asentó que el presunto homicida es “soltero de 27 años, labora en el C-4″. La señora López declaró en el Ministerio Público como testigo, pues presenció parte de los hechos. Ella estaba en el lugar de los hechos.

El Centro de Control, Comando y Comunicación, más conocido como “C-4″, es una dependencia de la Secretaría de Seguridad Pública. Por esa oficina pasan todos los que son dados de alta como policías y su asignación en determinada área.

Se dijo que Ruiz Rivera estaba asignado como guardia de un funcionario cuyo nombre no se reveló ni se incluyó en las actas del Ministerio Público.Los hechos fueron el viernes por la mañana, en Las Quintas, un fraccionamiento ubicado al poniente de la ciudad. Ruiz Rivera dio cuatro disparos a Paola Noemí y luego se disparó.En el homicida, la bala atravezó la cabeza y lo mantiene sin sentido en un hospital de esta ciudad.Independientemente de su recuperación, al término del plazo que fija la ley, la Fiscalía General consignó el caso a un juzgado penal.Funcionarios del Juzgado 5o. acudieron al hospital acompañados de la Fiscalía y defensa adscritas a ese tribunal, pero la declaración preparatoria no se llevó al cabo por el estado de salud del detenido.También se hizo otro expediente, por el uso de armas de grueso calibre, una nueve milímetros reservada al Ejército.Hay otras incógnitas en relación con este caso. Por ejemplo, que no se le haya practicado exámenes químicos que determinen si cuando cometió el homicidio e intentó matarse estaba bajo los efectos de alguna droga o alcohol.- R.F.G.




Volver arriba