Alistan protocolos

El Atlántico, con 6 tormentas y 3 huracanes este año

1 / 2


Arriba, los trabajos de abastecimiento a la población de Telchac Puerto, después del paso de "Isidoro"; a la izquierda, simulacro de toma de decisiones ante un huracán, efectuado en marzo de 2013. Este año se prevén nueve fenómenos meteorológicos en la temporada de huracanes, que se inicia el primer día de junio


El fortalecimiento del sistema de alertamiento con la coordinación con los tres órdenes de gobierno, Protección Civil y la sociedad es fundamental dentro del Protocolo de Emergencias 2014, caracterizado por el énfasis en las estrategias de prevención, informó David Korenfeld, director general de la Comisión Nacional del Agua (Conagua).

En la reunión nacional “Protocolo de Emergencias de la Conagua 2014″, Korenfeld dio a conocer que en la segunda versión del pronóstico de ciclones tropicales se prevén 14 de esos fenómenos para el Océano Pacífico y nueve para el Atlántico.

Subrayó que México es altamente vulnerable debido a que esos sistemas son cada vez menos predecibles en cuanto a trayectoria e intensidad, lo cual representa un reto mayor en materia climática, prevención y actuación inmediata.

En el caso de la cuenca del Atlántico, el pronóstico es de formación de seis tormentas tropicales y tres huracanes, de los cuales dos podrían ser categoría 1 ó 2 y uno categoría 3, 4 ó 5. La temporada de ciclones tropicales en el Atlántico se inicia el primer día de junio.

Por ello, señaló, se establecen acuerdos estratégicos con empresas privadas para contar con más elementos de medición climatológica y alertas más inmediatas y dirigidas a las zonas vulnerables, con el fin de incrementar la tecnología que emite información meteorológica y acercar las alertas a los tomadores de decisiones y la población que tiene acceso al servicio de internet.

Al evento acudió, en representación de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación, el director general Ricardo de la Cruz Musalem, quien hizo énfasis en que la coordinación con la Conagua es fundamental para contribuir a que los gobiernos de los estados y municipios fortalezcan sus sistemas de alertamiento y afronten de mejor manera los fenómenos climáticos. Así, se incrementará la prevención tanto de daños humanos como materiales.

Óscar Pimentel, coordinador general de Atención de Emergencias y Consejos de la Conagua, hizo énfasis en que es necesario reforzar la vigilancia de los cuerpos de agua, emitir información a la mayor brevedad posible y estrechar aún más la coordinación con las autoridades de los tres órdenes de gobierno y de Protección Civil para fundamentar, facilitar y agilizar la toma de decisiones durante la etapa de lluvias y ciclones que comenzará en días próximos.Ante directores de organismos de cuenca y de direcciones locales de la dependencia, cada una de las áreas de la Conagua reforzó los aspectos básicos de las estrategias preventivas y de atención durante las emergencias que pudieran generar los fenómenos hidrometeorológicos.Respecto a las cuestiones meteorológicas, Juan Manuel Caballero, Coordinador General del Servicio Meteorológico Nacional, explicó que se han reforzado los sistemas de monitoreo, se da continuidad al programa de modernización de la institución y se buscan alianzas para mejorar la plataforma tecnológica, con el fin de tener más datos y redes de información que fortalezcan y agilicen la toma de decisiones en materia de Protección Civil.Durante la emergencia, señalaron directivos de la Conagua, la comunicación estrecha con las autoridades de los tres órdenes de Gobierno y la sociedad, debe hacerse más ágil y oportuna para contribuir en la implementación de las estrategias de protección a la población y prevención de daños.Finalmente, en materia de reconstrucción de infraestructura hidráulica se puntualizó en la necesidad de recuperar las zonas de inundación y actualizar constantemente el Atlas Nacional de Riesgos, con el objetivo de prevenir daños recurrentes a la población y al sector económico.

En síntesis

Refuerzo. Ante directores de organismos de cuenca y de direcciones locales de la dependencia, cada una de las áreas de la Conagua reforzó los aspectos básicos de las estrategias preventivas y de atención durante las emergencias que pudieran generar los fenómenos hidrometeorológicos.

Monitoreo. Respecto a las cuestiones meteorológicas, Juan Manuel Caballero, coordinador general del Servicio Meteorológico Nacional, explicó que se han reforzado los sistemas de monitoreo, se da continuidad al programa de modernización de la institución y se buscan alianzas para mejorar la plataforma tecnológica, con el fin de tener más datos y redes de información que fortalezcan y agilicen la toma de decisiones en materia de Protección Civil.

Estrategias. Durante la emergencia, señalaron directivos de la Conagua, la comunicación estrecha con las autoridades de los tres órdenes de gobierno y la sociedad debe hacerse más ágil y oportuna, para contribuir en la implementación de las estrategias de protección a la población y prevención de daños.




Volver arriba