Castigo indispensable

No sancionar al corrupto ocasiona desaliento, afirman

El Congreso y el Centro Siglo XXI son blanco de preparativos del Informe

Alertan sobre los efectos de tolerar la impunidad en Yucatán

Representantes de sectores sociales de Yucatán advierten de los peligros de un borrón y cuenta nueva en el gobierno del Estado y de la falta de persecución a ex funcionarios que han sido acusados de corruptos.

Esa falta de acción, considera uno de esos representantes, impide desplegar en forma creíble la bandera de combate a la corrupción que ofreció el gobernador Rolando Zapata Bello.

“No hay nada que desaliente más a los ciudadanos que ver que se desvíe dinero de la cuenta pública y no se apliquen sanciones a los responsables”, opina José Manuel López Campos, presidente de la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo de Mérida.

Blanca Estrada Mora, presidenta de la Federación Estatal de Colonos Urbanos de Yucatán, declara que el primer año de gobierno de Rolando Zapata ha sido de privilegio a la impunidad.

La ex gobernadora Dulce María Sauri subraya que no se puede separar al pasado del presente.

 

Etiquetas: