Sismo sacude a Grecia

Un hombre camina por una calle dañada por el sismo de 5.7 grados en la escala de Richter, en Cefalonia

La réplica de un terremoto anterior causa serios daños

ATENAS (EFE).— Un nuevo sismo de 5.7 grados en la escala de Richter sacudió la madrugada de ayer la isla de Cefalonia, en el mar Jónico, provocando 10 heridos leves y numerosos daños materiales.

El terremoto es una réplica del ocurrido el pasado 26 de enero, de 5.9 grados, y su epicentro se encontraba en la misma región, en la parte occidental de la isla, a una profundidad de 12 kilómetros, dijo la directora del Instituto Geodinámico de Atenas, Dímitra Sajpazi.

El terremoto se registró a las 5:08 de la mañana, hora local, y pudo sentirse en varias localidades del oeste de Grecia; además fue seguido, al cabo de 8 minutos, de una réplica de 4.5 grados.

Diez personas sufrieron heridas leves a consecuencia de la caída de objetos y tuvieron que ser trasladadas al hospital de la localidad de Lixuri, donde fueron atendidos.

La mayoría fue dada de alta poco después, informó el director del centro hospitalario a la cadena MEGA.

En este nuevo terremoto, se produjeron daños materiales importantes, y el pueblo de Lixuri se ha quedado sin agua y sin electricidad.

Algunas carreteras amanecieron cubiertas de rocas despeñadas de las montañas cercanas. Pese a que ya han sido desbloqueadas sólo se permite su uso en casos de urgencia por razones de seguridad.

En el hospital local de Lixuri se derrumbó parte de la cerca de seguridad, lo que dificultó la entrada de los heridos, y el muelle resultó gravemente dañado, según explicó el canal Skai, que mostró imágenes de las grietas en el concreto del muelle, así como varios barcos volcados.

Los servicios técnicos inspeccionaron el muelle dañado para ver si es posible la conexión por vía marítima, aunque vientos de fuerza 9 en la escala Beaufort impiden la salida de barcos.

El campanario de una iglesia también se vio afectado y corre el riesgo de caer, según las imágenes mostradas por televisoras locales.

Ayer estaba prevista la reanudación del curso escolar pero el Gobierno ha decidido posponerla hasta el miércoles para evaluar el estado de los centros educativos, pues en el anterior sismo seis de ellos habían sufrido daños graves.

Se estima que en el terremoto del 26 de enero, el 5 % de las viviendas de las islas de Cefalonia e Ítaca, en el Mar Jónico, resultaron gravemente dañadas.

La mitad de las 1,000 viviendas dañadas inspeccionadas hasta este fin de semana son inseguras, por lo que sus habitantes no podrán regresar a ellas hasta que sean reparadas.

En Cefalonia se encuentran ya dos buques de la Marina militar griega fletados la pasada semana, uno de los cuales ha trasladado material y personal sanitario y el otro, con capacidad para 250 camas, sirve de alojamiento para los damnificados que no han podido regresar a sus hogares.

El Ejecutivo ha aprobado desembolsar 100,000 euros para los ciudadanos afectados en la isla de Cefalonia y otro tanto para los de la cercana Ítaca.

Además, se ha concedido a los damnificados una prórroga de tres meses para todas sus deudas pendientes (impuestos, seguridad social, etc) con el Estado.

Por su parte, la banca privada ha ofrecido una moratoria de dos meses a los pagos pendientes.

El Gobierno griego baraja pedir la activación del Fondo de Solidaridad de la Unión Europea para catástrofes con el objetivo de cubrir los daños sufridos por las islas jónicas y, en este sentido, el ministro de Interior, Yannis Mijelakis, se reunirá el próximo día 6 con el comisario europeo de Política Regional, Johannes Hahn.

En 1953, una cadena de terremotos -el mayor de los cuales fue de 7.2 grados en la escala Richter- causó la muerte de 476 personas y destrozó la práctica totalidad de los edificios de las islas jónicas de Cefalonia, Ítaca y Zante, provocando que buena parte de su población emigrase.




Volver arriba