Nuevo ataque en Rusia

En Volgogrado una bomba explota en autobús eléctrico

Cadáveres permanecen en el suelo en el lugar donde ocurrió un atentado, ayer lunes en Volgogrado

MOSCÚ (El País y EFE).- La pesadilla continúa en Volgogrado. Tras la explosión del domingo en la estación ferroviaria de esa ciudad de sur de Rusia, ayer lunes una nueva bomba fue detonada, dejando al menos 14 muertos y más de 20 heridos.

Esta vez, al igual que el domingo, el atentado fue causado por un suicida, un hombre cuyos fragmentos han sido enviados para hacer un análisis genético con el fin de establecer su identidad, informó el portavoz del comité de investigaciones de Rusia, Vladimir Markin. La bomba explotó en un trolebús, en una animada calle del barrio Dzerzhinski: a un lado un mercado y al otro, un centro comercial. La fortísima explosión hizo que del autobús sólo quedase la carcasa. Los cristales de los edificios vecinos se rompieron.

Se trata del tercer ataque terrorista en Volgogrado en tres meses. El primero, realizado en octubre por Naida Asiyalova, una oriunda de la república norcaucásica de Daguestán. El atentado del domingo en la estación ferroviaria habría sido realizado por una amiga de Asiyálova, Oksana Aslánova, que pertenece a uno de los grupos islamistas daguestanos.

Markin declaró que al parecer el mismo grupo cometió los atentados en la estación ferroviaria y el autobús eléctrico.

“El hecho de que la metralla de ambos artefactos explosivos sea idéntica confirma la versión de que ambos atentados están relacionados entre sí. Puede que las bombas hayan sido fabricadas en el mismo lugar”, explicó.

El presidente ruso, Vladímir Putin, ordenó a la agencia antiterrorista reforzar la seguridad tanto en Volgogrado como en el resto del país.

El Ayuntamiento de Moscú ordenó ayer redoblar las medidas de seguridad en la capital rusa.

Durante la jornada de ayer el presidente de Rusia recibió de numerosos jefes de Estado, incluido el presidente mexicano Enrique Peña Nieto, y de la ONU, mensajes de condolencias, de solidaridad y de vehemente condena por los atentados terroristas cometidos en Volgogrado.




Volver arriba