Reportan unos 120 casos de sobredosis por mariguana sintética en Texas

 

DALLAS (Notimex).- Cerca de 120 personas buscaron asistencia médica tras sufrir una sobredosis de K2, una droga sintética que imita a la mariguana, en un lapso de tan sólo cinco días durante la última semana en Dallas y Austin, en Texas.

De acuerdo con las autoridades locales, los casos de sobredosis en ambas ciudades están probablemente relacionados y la droga se habría originado con un proveedor de Dallas.

Stacey Davis, directora de programas de prevención para el Concilio sobre Alcohol y Drogas en Dallas, dijo que a pesar de los múltiples casos registrados esta semana, el uso de la K2 no va en aumento.

Explicó que lo que ocurre es que los usuarios saltan a nuevas tendencias o nuevos lotes de los proveedores. ‘Lo que pasa es que los medios de comunicación o la comunidad no se enteran de esto hasta, desafortunadamente, cuando algo malo ocurre’, dijo Davis.

El uso de la K2, que se supone imita a la mariguana, puede tener efectos de amplio alcance en el cuerpo. En algunos de los casos registrados en Dallas esta semana los pacientes estaban tan enfermos que tenían que ser sedados.

Voceros del Departamento de Policía de Dallas informaron que se realizan investigaciones para determinar la fuente proveedora de la droga, aunque se cree que se originó en Dallas.

Las pruebas de toxicología señalarán con seguridad si todas las sobredosis procedían del mismo lote, explicaron y añadieron que también se investiga si el K2 estaba mezclada con otra droga.

La K2 es una variedad de mezclas de hierbas que producen experiencias similares a las de la mariguana y se vende en el mercado como alternativa legal y ‘no peligrosa’ de la mariguana.

Para las autoridades es difícil regular la K2 porque los fabricantes cambian los ingredientes con frecuencia.

“El compuesto se cambia”, dijo Davis.”Y no es ilegal, porque no se ha prohibido la compilación de la droga”, añadió.

Estos cambios no sólo hacen que la K2 sea fácil de conseguir, sino también pueden hacerla más adictiva y en algunos casos mortal.

 



Volver arriba