Newtown: Revelan detalles perturbadores de tiroteo

NEW HAVEN, Connecticut, EE.UU. (AP).- La policía de Connecticut difundió el viernes miles de páginas de su investigación sobre la masacre en la escuela primaria Sandy Hook, presentando la imagen más detallada y perturbadora del ataque de hace un año y la fascinación del autor, Adam Lanza, con los asesinatos.

La policía también destacó la valentía y la decisión del personal académico para proteger a los niños. Entre los detalles terribles se supo que más de una decena de cadáveres, la mayoría de niños, fueron hallados apilados en un baño.

Los horrores dentro de la escuela fueron tan terribles que cuando la policía envío a los paramédicos sólo eligieron a quienes consideraron capaces emocionalmente de poder manejar lo que iban a presenciar. “Este será el peor día de tu vida”, le advirtió a uno el sargento William Cario.

La difusión de los documentos marca el fin de la investigación en el ataque del 14 de diciembre del año pasado en el poblado de Newtown, que dejó 20 niños y seis maestras muertas.

Lanza, de 20 años, se dirigió a la escuela después de matar a su madre Nancy dentro de su casa. Cuando la policía llegó a la escuela se suicidó con un arma.

El papeleo, fotos y videos estaban tachados con negro para proteger los nombres de los niños y omitir los detalles más terribles, pero el horror aparecía en cada página.

En el archivo venían incluidas fotografías de la casa donde Lanza vivía con su madre. También se ven numerosas rondas de municiones, cartuchos, dianas de papel, estuches de armas, tapones de oídos y una caja de seguridad para armas con un fusil dentro.

Un ex profesor de Lanza fue citado diciendo a los investigadores que Lanza exhibía un comportamiento antisocial y estaba obsesionado con escribir “sobre batallas, destrucción y guerra”.

El teniente Christopher Vanghele relató en los documentos que él y otro agente encontraron unos 15 cadáveres, la mayoría de niños, en un baño. Había tantas personas que trataron de meterse dentro del baño que la puerta no pudo cerrar y el atacante los mató a todos.

En una carta que acompaña al expediente, Reuben F. Bradford, comisionado del Departamento de Servicios de Emergencia y Protección Pública, escribió que aunque gran parte del reporte era perturbador, también mostraba que los maestros trataron de proteger a los niños, que los policías se expusieron al peligro y que los operadores de emergencias trabajaron eficientemente, tratando de mantener la calma.




Volver arriba