Los Obama cenan en restaurante mexicano del español José Andrés en Washington

 

WASHINGTON (EFE).- El presidente de EE.UU., Barack Obama, y su esposa, Michelle, protagonizaron la pasada noche una escapada sorpresa a un popular restaurante de la capital estadounidense, el mexicano Oyamel, propiedad del chef español José Andrés.

Los Obama pasarán separados la mayor parte del viernes que viene, día de San Valentín, aunque la Casa Blanca no quiso confirmar si la de ayer por la noche fue una celebración por adelantado del Día de los Enamorados.

Obama viajará el viernes a Maryland, en las inmediaciones de Washington, para participar en una reunión de sus correligionarios demócratas y después irá a California para reunirse con el rey de Jordania, Abdalá II.

Tanto el presidente como la primera dama son amantes de la buena mesa y sus visitas a restaurantes, tanto en Washington como en Chicago, son frecuentes.

Los Obama eligieron el año pasado otro de los restaurantes de José Andrés, el Minibar, para celebrar el día de San Valentín.

Amante del salmón, los frutos secos, las verduras y la comida picante, el mandatario visitó en agosto pasado un restaurante indio de Washington, Rasika, para celebrar su cumpleaños número 52.

Aunque a diferencia de otros presidentes como Bill Clinton el actual inquilino de la Casa Blanca no es un gran amante de la comida basura, sí que visita de vez en cuando hamburgueserías, como Ray’s Hell Burger, en el norte de Virginia, a donde llevó en 2010 al primer ministro ruso, Dmitry Medvedev.

En Chicago su restaurante favorito para las escapadas nocturnas con Michelle es Spiaggia, un sofisticado local italiano, donde la pareja ha celebrado también algún San Valentín.




Volver arriba