Legisladores buscan explicaciones de General Motors sobre ignición defectuosa

Legisladores buscan explicaciones de General Motors sobre ignición defectuosa

 WASHINGTON (EFE).- La compañía General Motors aprobó en febrero de 2002 el uso en sus vehículos de una llave de ignición sabiendo que era defectuosa, según miembros de un comité del Congreso de EE.UU. que interpelará mañana a jefes de la empresa.

Tres demócratas en el comité de Energía y Comercio de la Cámara de Representantes enviaron una carta a la directora ejecutiva de GM, Mary Barra, en relación con el sistema de ignición instalado en cientos de miles de vehículos que ahora han sido llamados para reparaciones.

Por su parte un memorando de los miembros republicanos en el Comité muestra que la firma Delphi Corporation, proveedora de partes para GM, informó al Congreso de que GM le había encargado la fabricación de las llaves aunque éstas no satisfacían las especificaciones.

“Esta información genera preguntas acerca de qué sabía GM sobre los riesgos de esta llave de ignición defectuosa, y cuándo lo supo”, agregó el mensaje de los demócratas a Barra, quien comparecerá mañana ante los legisladores.

El miércoles Barra y sus asistentes concurrirán a una interpelación sobre el mismo asunto ante el Senado.

La investigación iniciada en el Congreso ya ha determinado que la Administración Nacional de Seguridad en el Tránsito en Autopistas (NHTSA) consideró una investigación de los vehículos GM defectuosos ya desde 2007.

El representante Tim Murphy, que preside el subcomité de investigaciones de la Cámara, dijo esta mañana en la cadena CBS de televisión que quiere saber por qué la agencia federal regulatoria no se involucró más en el asunto.

“No creo que GM y la NHTSA se hayan comunicado de manera adecuada, y puede ser que los diferentes departamentos dentro de GM tampoco se hayan comunicado entre sí”, dijo Murphy.

GM ha llamado para revisión a 2,6 millones de vehículos Chevrolet Cobalts y HHR, Saturn Ions y Skys, y Pontiac G5s y Solstices debido a los defectos en los sistemas de ignición que aparecieron vinculados en al menos treinta y dos colisiones y trece muertes.

El defecto puede causar que la llave de ignición se mueva a la posición de “apagado”, sin que ésa sea la intención del conductor, lo cual detiene el motor y discapacita la dirección hidráulica y las bolsas de amortiguación.

En septiembre de 2007 la división de evaluación de defectos de NHTSA y la Oficina de Investigación de Defectos recomendaron una inspección para determinar por qué no se habían desplegado las bolsas amortiguadoras de los asientos frontales en choques y colisiones en los que estuvieron involucrados vehículos Cobalt, de Saturn, e Ions de Saturn entre 2003 y 2007.

El viernes pasado GM amplió sus avisos de llamado a taller incluyendo esta vez 970.000 vehículos en todo el mundo para encontrar hasta 5.000 sistemas de ignición posiblemente defectuosos y que se usaron como repuestos en vehículos de modelos desde 2008 a 2011.




Volver arriba