La ley de salud revoluciona el sistema sanitario en EE.UU.

 

WASHINGTON (Notimex).- A partir de hoy el sistema de salud en Estados Unidos ofrece mayores beneficios, derechos y protecciones a los ciudadanos al entrar en vigor varias cláusulas de la Ley de Cuidado Médico Asequible, conocida como Obamacare.

Entre los principales beneficios está el que las compañías aseguradoras no podrán negar a nadie la cobertura médica, si al momento de adquirir el seguro ya padecen enfermedades crónicas como presión alta o asma.

La Casa Blanca estima que unos 129 millones de estadunidenses con padecimientos existentes obtendrán el seguro médico y no se les cobrará primas de seguro altas por su estatus de salud. Así también, 17 millones de niños en esa situación serán beneficiados.

Las cifras oficiales indican que 105 millones de estadunidenses ya no tendrán que preocuparse porque les sea retirados los servicios de salud al alcanzar el límite en dólares en gastos médicos impuesto por las aseguradoras.

El 15 por ciento de los estadunidenses que no tenían hasta la víspera cobertura médica podrán tener acceso a cuidados médicos a través del mercado de seguros, de la expansión del programa federal de servicios de salud para personas de bajos recursos, Medicaids y del programa para salud infantil conocido como CHIP.

La administración del presidente Barack Obama estima que casi seis de cada 10 estadunidenses sin seguro médico podrían pagar 100 dólares o menos mensuales por cobertura ofrecida en los mercados de salud o los otros programas.

Asimismo, la pequeña empresa podrá calificar a ayuda financiera para ofrecer opciones de cobertura médica a bajo costo para sus empleados.

La ley estipula que los planes de seguro deben incluir 10 categorías esenciales de beneficios de salud, como servicios de emergencia, maternidad, cuidado del recién nacido, salud mental y para enfermedades por abuso de sustancias, y cobertura de medicamentos.

Obamacare aumenta los servicios médicos para las mujeres, como la cobertura obligatoria de atención médica por embarazo, gasto de métodos de control natal y exámenes clínicos anuales como mamografías.

Asimismo, ofrece el derecho de apelar cualquier decisión de la compañías de seguros y de obtener un sumario ‘fácil de entender’ de los beneficios contenidos en el plan de seguro.

Entre los beneficios puestos en vigor se incluye el ahorro en medicamentos de receta médica para los adultos mayores adscritos al programa Medicare, que según la Casa Blanca le ha ahorrado en promedio mil 200 dólares a más de siete millones de ancianos y personas con discapacidad.

Los jóvenes adultos podrán permanecer en los planes de seguro médico de sus padres hasta cumplir los 26 años. La administración Obama indicó la víspera que tres millones de estadunidenses con ese perfil han sido beneficiados ya.

Otro de los beneficios es el requerimiento obligatorio de que las compañías de seguros sometan a la revisión de expertos el incremento de las primas de seguro de más del 10 por ciento.

La Casa Blanca indica que 6.8 millones de estadunidenses ahorraron alrededor de mil 200 millones de dólares luego de que las aseguradoras recortaran los incrementos planeados.

La legislación requiere también que las aseguradoras gasten entre el 80 y el 85 por ciento del dinero que obtienen por el pago de prima en atención médica directa, por lo que el año pasado 8.5 millones de asegurados recibieron una devolución de al menos 100 dólares por familia.

 




Volver arriba