Habitantes de Newtown piden privacidad por aniversario de matanza

Habitantes de Newtown piden privacidad por aniversario de matanza

Habitantes de Newtown piden privacidad por aniversario de matanza

WASHINGTON, Estados Unidos (EFE).- Los habitantes de Newtown, donde Adam Lanza mató en diciembre del año pasado a 20 niños y seis adultos en la escuela Sandy Hook, quieren privacidad y mantener alejados a los medios en el primer aniversario de la matanza, que se cumple el próximo sábado, según publica hoy The New York Times.

La ciudad, ubicada en Connecticut (EEUU) y de unos 28 mil habitantes, no prevé realizar ningún acto público con motivo del primer aniversario de la tragedia ocurrida el 14 de diciembre de 2012.

Los funcionarios de la ciudad están instando a empresas, iglesias y otras instituciones a que no permitan a las camionetas de las televisiones usar sus aparcamientos, y la policía también estará alerta para impedirlo.
“Este recordatorio de tristeza tiene que parar. Es por eso que queremos que los medios de comunicación se mantengan alejados”, explicó al diario Maria Ruggiero, habitante de Newtown.

Una portavoz de NBC dijo que la cadena “respeta” los deseos de los habitantes de la ciudad y no prevé hacer transmisiones desde Newtown el día del aniversario, mientras que CBS sí planea desplazar hasta allí a un pequeño equipo.
“No somos víctimas (…) Queremos ser capaces de tener un futuro positivo”, defendió, por su parte, la alcaldesa de Newtown, Patricia Llodra, en alusión a que la ciudad no quiere permanecer para siempre marcada por la tragedia.

El mayor símbolo de la tragedia, la escuela Sandy Hook, fue demolida hace algunas semanas.
Mientras, muchos de los padres de los niños asesinados, así como otros vecinos, continúan con sus proyectos filantrópicos en memoria de sus hijos y apoyan la decisión de la ciudad de marcar el aniversario del modo más silencioso posible.
“Ya es bastante difícil tener que pasar por esto y nadie debería; es muy importante para todas las familias ser dueñas de su propio proceso de duelo”, comentó Michele Gay, que perdió a su hija de siete años en la matanza.

El 14 de diciembre de 2012 Adam Lanza, de 20 años, mató a su madre a tiros y luego acudió a la escuela Sandy Hook fuertemente armado con tres armas semiautomáticas, un fusil de asalto y dos pistolas, y abundante munición.

Lanza entró en la escuela disparando contra el cristal de una ventana y a continuación mató a la directora y una psicóloga antes de entrar en dos clases para atacar a sus ocupantes, con el resultado final de 26 muertos (veinte niños de seis y siete años, y seis adultos). A continuación se suicidó.

El informe de la investigación divulgado recientemente por la fiscalía estatal indicó que no se conocen los motivos por los que Lanza cometió la matanza, y confirmó también que actuó solo y que tenía una gran fascinación por los videojuegos violentos, así como fácil acceso a las numerosas armas que su madre había comprado legalmente.




Volver arriba