“La dictadura ha caído”

El ex presidente de Ucrania falla al intentar escapar

1 / 2




KIEV, Ucrania (EFE).- Víktor Yanukóvich, quien fue destituido ayer por el Parlamento como presidente, intentó huir a la Rusia, pero fue interceptado en la frontera y ahora está en paradero desconocido, aseguró el presidente de la Cámara ucraniana, Alexandr Turchínov.

El jefe del legislativo así lo indicó después de que el canal de televisión TSN informara de que Yanukóvich estaba viajando hacia Rusia.

“Intentó subir a un avión rumbo a la Federación de Rusia, pero fue interceptado por los guardias de frontera”.

“En este momento está escondido en algún lugar de la región de Donetsk”, en la parte oriental de Ucrania, de mayoría rusohablante y granero electoral del depuesto presidente, dijo Turchínov en la Cámara.

El presidente destituido habría tratado de huir a Rusia, su principal aliado, después de haber denunciado ayer que los acontecimientos en Ucrania, donde la oposición se ha hecho con el poder, son un golpe de Estado.

De acuerdo con Turchínov, otros destituidos ayer por la Rada Suprema (legislativo), como el ex fiscal general Víktor Pshonka, también trataron de escapar de Ucrania sin éxito.

La Rada Suprema destituyó a Yanukóvich por el “abandono de sus funciones constitucionales” y convocó elecciones presidenciales anticipadas para el próximo 25 de mayo.

Un total de 328 diputados, más de la mayoría constitucional de dos tercios, votaron a favor de una resolución que entró en vigor nada más ser aprobada por la cámara, ahora de mayoría opositora tras sumarse a sus filas numerosos diputados del oficialista Partido de las Regiones.

Sale Yulia Timoshenko

Por otra parte, la ex primera ministra y líder opositora ucraniana Yulia Timoshenko aseguró que “la dictadura ha caído” y anunció que se presentará a las elecciones presidenciales anticipadas a las que se convocó ayer.

“La dictadura ha caído. Y cayó no gracias a los políticos y diplomáticos, sino gracias a aquella gente que salió (a las calles) para defenderse a sí misma, a sus familias y a su país”, declaró Yulia Timoshenko, quien fue condenada en 2010 a siete años de cárcel por abuso de poder.

La líder opositora hizo estas declaraciones en el aeropuerto de la ciudad oriental de Járkov antes de viajar a Kiev para dirigirse a los manifestantes opositores concentrados en la plaza de la Independencia o Maidán.

La líder opositora recobró ayer la libertad y abandonó la clínica donde se encontraba ingresada desde mayo 2012 debido a una hernia discal, poco después de que la Rada Suprema (Parlamento), controlada ahora por la oposición, destituyera al presidente, Víktor Yanukóvich.Yanukóvich denunció que los últimos acontecimientos violentos que han tenido lugar en Ucrania son un golpe de Estado y anunció que ni dimitirá ni abandonará el país.Mientras, los líderes del Maidán, bastión opositor de las protestas antigubernamentales desde hace tres meses, aseguraron que están a la espera de la llegada de Timoshenko, considerada la heroína de la incruenta Revolución Naranja de 2004.Previamente, la Rada de Ucrania aprobó una resolución para “cumplir los compromisos internacionales” que exigían la excarcelación de Timoshenko, en alusión a las demandas de la Unión Europea y Estados Unidos.El nuevo presidente de la Rada, Alexandr Turchínov, mano derecha de Timoshenko, aseguró que la liberación inmediata de la carismática política era vital, ya que “su vida corría peligro”.Al ser liberada y rehabilitada, Yulia Timoshenko podrá presentarse a las elecciones presidenciales convocadas por la Rada para el 25 de mayo.Contra todo pronóstico, la ex primera ministra fue derrotada por Yanukóvich en las elecciones celebradas en 2010. Luego fue procesada y condenada por la firma de un acuerdo de gas con Rusia, que las nuevas autoridades consideraron oneroso para las arcas del país.

Ministro de Defensa

El Parlamento, dominado ahora por la oposición, nombró ministro de Defensa en funciones al general Vladímir Zamana, cesado esta semana de su cargo de jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas por Yanukóvich tras desobedecerle.

La designación, con los votos a favor de 306 de los 339 diputados, se produjo minutos después de que la Cámara adoptara otra resolución por la que se apartó del poder al propio presidente.

Yo, como todos los militares, expresó Vladímir Zamana, juré lealtad al pueblo ucraniano. Les aseguro que las Fuerzas Armadas no permitirán que se produzca una división de Ucrania. Viva Ucrania.

Zamana fue destituido esta semana por Yanukóvich tras rechazar la posible participación del Ejército en las acciones policiales para poner fin a los disturbios en el país, que se extendieron desde Kiev hasta la región oeste de Ucrania y causaron al menos 80 muertos, según datos oficiales.

“Zamana es un oficial que nunca aceptaría convertir a los soldados en policías que, en vez de proteger al pueblo de un enemigo exterior, protegerían al poder de su propio pueblo”, dijo entonces Anatoli Gritsenko, exministro de Defensa ucraniano.La posible participación del Ejército en la represión de las protestas estaba prevista después de que las autoridades denunciaran que en muchas regiones del país grupos de extremistas tomaban edificios gubernamentales, comisarias de policía, oficinas de los servicios de seguridad, arsenales y otros objetivos.




Volver arriba