“Violencia nunca antes vista”

Empeoró con el gobierno de Peña Nieto, afirman

BILBAO, España (EFE).- La periodista y escritora mexicana Lydia Cacho dijo ayer que en su país hay actualmente “una violencia como nunca se había visto”, una situación que, en su opinión, los informadores tienen que atreverse a contar.

Lydia Cacho participó en un festival literario en Bilbao que lleva el lema “Relatos de frontera”, un tema que capitaliza la vida mexicana.

Conocida por denunciar la impunidad de los asesinatos cometidos en su país, la escritora lanzó reproches tanto a su gobierno, al que acusó de tener “tintes de tiranía”, como a los países desarrollados, por su política “hipócrita” de buscar “esclavos para trabajar” y luego expulsarlos.

En México hay fronteras “olvidadas” en el Sur, donde vive la escritora: “Allí están sucediendo historias tremendas, y son las que tenemos que empezar a contar, historias de mujeres de Centroamérica que entran en México huyendo de los cárteles y de la pobreza”.

Las dos, Norte y Sur, son asoladas “por una violencia brutal”.

“En los últimos siete años hemos tenido más de 90,000 personas asesinadas fuera de los homicidios tradicionales, de la violencia social normal. Estas muertes se dan en el contexto de la violencia organizada. pero también por los ataques directos de políticos de todas las siglas”, afirmó.

Una situación que para Lydia Cacho empeoró con la nueva presidencia de Enrique Peña Nieto, quien lleva un año y cuatro meses al frente de México.

“La vuelta del PRI ha sido trágica para nuestro país. Quienes lo advertimos fuimos calificadas de exageradas. Creían que había un nuevo PRI y es el mismo de siempre, nomás con unos tintes de tiranía que no habíamos conocidos antes”, manifestó.

Añadió que “la violencia social que vivimos en México es brutal, por efecto de la delincuencia organizada y por sus vínculos con la política. Quienes estamos en medio, activistas, escritores que no están por el sistema, estamos enfrentados a una violencia que nunca había visto en México”.

Según dijo, en el último informe sobre la violencia contra la prensa en México se demostró que el 70% de los asesinatos y secuestros de periodistas “han sido perpetrados por agentes del gobierno, gobernadores, alcaldes, militares, policías…”. Ella misma fue secuestrada aunque logró salir con vida.

También echó en cara a los países estables como EE.UU., Alemania o Francia que hayan sido incapaces de discutir sobre las políticas migratorias y cómo frenar la explotación laboral.

Es labor de los periodistas contar lo que sucede, una tarea donde entran en juego otro tipo de fronteras: “Las que tienen que ver con lo emocional, con los límites que nos autoimponemos los periodistas para contar las historias, y si nos atrevemos a cruzarlas”.

“Los periodistas nos estamos enfrentado a fronteras donde la ética comienza a diluirse, el periodismo del espectáculo aparentemente está ganando la batalla a los que estamos dispuestos a jugarnos la vida para que eso no suceda”, apuntó.

Pederastia | Amparo

Por un descuido, un tribunal concedió un amparo a Jean Succar Kuri, libanés acusado de pederastia.

Buscan resquicios

En su cuenta de Twitter la periodista Lydia Cacho, quien denunció algunos de los delitos cometidos por el empresario, publicó que los abogados de Succar Kuri buscan resquicios legales y el apoyo del PRI para liberarlo.

No supervisó la resolución

Radio Fórmula publicó que de acuerdo con medios locales en Quintana Roo, el magistrado del Tribunal Unitario del Vigésimo Séptimo Circuito del Poder Judicial Federal, José Ángel Máttar Oliva no supervisó la resolución de la sentencia condenatoria que había sido apelada en un principio por la defensa, lo cual permitió que Succar obtuviera un amparo del Primer Tribunal Colegiado.



Volver arriba