Transferencia tecnológica y empleo, prioritario para Pemex

El coordinador de asesores de Petróleos Mexicanos (Pemex), Carlos Roa, ha reconocido que las relaciones con Repsol, “no están en su mejor momento” pero confía en “que van a mejorar”.- (EFE)

MADRID (Notimex).- Tras asumir Pemex el control del astillero español H. J. Barreras, el coordinador de asesores de la Dirección General de la paraestatal, Carlos Roa, subrayó que lo más importante es la transferencia tecnológica y la creación de empleo en México.

Acompañado del director general de PMI Comercio Internacional, José Manuel Carrera, Roa se reunió con corresponsales mexicanos en España para hablar de los proyectos con el astillero español y recalcar que Petróleos Mexicanos (Pemex) es un socio fiable de España.

Al respecto y concretamente en relación con la petrolera española Repsol, Carrera señaló: “Somos socios fundadores de Repsol, estamos desde antes de que existiera Repsol, somos un accionista estable, un accionista que aporta, un accionista responsable y lo seguiremos siendo”.

Respecto a los proyectos de Pemex con astilleros españoles, indicó que la paraestatal mexicana es el usuario más importante de embarcaciones marítimas en México, uno de los más importantes en el Golfo de México.

‘Nuestro negocio es producir petróleo y el petróleo, la parte más importante, se extrae del mar y por lo tanto el componente de servicios marinos a la estructura de costos de Pemex es muy importante, es importante tener un pie muy claro, muy firme de esta industria tan clave para nosotros’, dijo.

De acuerdo con cifras de la paraestatal, el 75 por ciento del petróleo que se extrae en México viene del mar y diariamente hay unos 12 mil trabajadores de Pemex en el mar en turnos de 12 por 12 días o 14 por 14 días.

Roa dejó en claro que los hoteles en los que se hospedan, los llamados floteles, tienen de 25 a 30 años y ahora hay un proceso de renovación de esta flota.

“Hoy por hoy esta flota se renta, son siete, y quisiéramos llevar a cabo un proceso de renovación de los siete pero ahora la licitación que se ha hecho empieza con la renovación de dos floteles”, expuso.

Refirió que se firmó con el astillero H. J. Barreras un contrato con la empresa chiapaneca Procesa para la construcción de un barco atunero que trabajará en las costas del Pacífico mexicano, así como la construcción de tres buques tanque que brindarán apoyo a Pemex Refinación.

La construcción de dichas embarcaciones iniciará en el primer bimestre del próximo año.

Asimismo, se firmó un protocolo de intenciones con la empresa mexicana Diavaz para la construcción de un buque de apoyo a plataformas petroleras y un flotel.

Aseguró que H. J. Barreras es el mayor astillero privado de España, que tiene más de 100 años de fundado y es famoso internacionalmente por su diseño, por su tecnología, por su calidad, por su ingeniería en buques del sector petrolero.

“Es un especialista que tiene excelente tecnología que nos vamos a poder transferir en México, todo está destinado para generar capacidades que nos van a ayudar a sacar petróleo de México y que va a generar empleo en México”, manifestó.

La operación comercial con el astillero gallego asciende a 300 millones de euros (412.6 millones de dólares) y podría generar unos cuatro mil empleos directos e indirectos.

Sin embargo, Roa aclaró que el enfoque de la operación no es el empleo que se generará en España, el cual sí es importante, sino la transferencia tecnológica y el empleo que se pueda generar en México también.

En el caso de plataformas, “no tenemos la tecnología en México para desarrollarlas y por eso hacemos una alianza estratégica con el mejor fabricante de plataformas, para llevar la fabricación a México2, resaltó.

Eso, acotó, va a implicar la creación de puestos de trabajo, el uso de acero y el fortalecimiento de especialidades técnicas, por la soldadura, entre otras cosas, a mexicanos.




Volver arriba