ONU: Unos 2,000 niños sirios sufren de desnutrición

Un grupo de palestinos del campamento de refugiados de Yarmuk, en las inmediaciones de Damasco, Siria, hablando con personal de la ONU.- (EFE)

GINEBRA (EFE).- Unos 2,000 niños sirios menores de cinco años que viven refugiados en Líbano sufren malnutrición aguda severa y necesitan tratamiento urgente para no morir, advirtió hoy el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF).

La mitad de estos niños viven en la localidad de Bekaa, en el este del Líbano, donde se ubican los asentamientos de refugiados más precarios del país, con problemas de acceso a agua potable, higiene y saneamiento, precisó hoy en rueda de prensa en Ginebra el portavoz de UNICEF, Patrick McCormick.

Según esta agencia de la ONU, la malnutrición es un “riesgo silencioso y latente” entre las comunidades de refugiados en el Líbano, una situación que se puede agravar debido a la subida de los precios de los alimentos y el aumento de la inseguridad alimentaria provocada por la llegada de nuevos refugiados en condiciones de salud cada vez peores.

“El problema de la malnutrición se ha agravado, vinculado al empeoramiento de la higiene, al uso de agua no potable, la proliferación de enfermedades y la falta de inmunización”, señaló el portavoz.

“Los menores de cinco años que viven en asentamientos informales precarios son especialmente vulnerables a este problema, especialmente en Bekaa y el norte del Líbano”, subrayó.

Así se desprende del informe de situación llevado a cabo por UNICEF, junto con el Ministerio de Salud Pública del Líbano y otras agencias de la ONU -el Alto Comisionado para los Refugiados, la Organización Mundial de la Salud y el Programa Mundial de Alimentos- entre octubre y noviembre de 2013.

Para esa valoración, se examinó el estado nutricional de los niños refugiados en el Líbano y de las mujeres entre 15 y 49 años, así como la prevalencia de anemia, diarrea y fiebre, y las prácticas de alimentación entre los menores.

Todos los organismos implicados en el informe están trabajando para movilizar a los trabajadores sanitarios a estos lugares, analizar la situación y prestar asistencia urgente a aquellos que lo requieran.



Volver arriba