Necesaria ayuda alimentaria pese a mayor producción de cereales: FAO

 

ROMA (Notimex).- Aunque las previsiones para la producción de cereales han mejorado, con revisiones al alza relacionadas al suministro de cereales secundarios y trigo para 2014-15, millones de personas afectadas por conflictos armados o sequías requieren ayuda, advirtió hoy la FAO.

Según el último informe ‘Perspectivas de cosechas y situación alimentaria’ de la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), las previsiones para la producción mundial de cereales -un alimento básico en muchos países- han mejorado.

El último pronóstico de la FAO para la producción mundial de cereales en 2014 se sitúa en dos mil 498 millones de toneladas (incluido el arroz elaborado), 18 millones de toneladas más respecto a la cifra anterior de junio, aunque todavía 1.0 por ciento (23 millones de toneladas) por debajo de la producción récord del año pasado.

La reciente revisión al alza refleja la mejora de las perspectivas de producción de cereales secundarios y trigo, sobre todo en Estados Unidos, la Unión Europea y la India.

Sin embargo, a pesar de un aumento de los suministros y precios medios más bajos, muchas personas en zonas en conflicto o golpeadas por la sequía requieren ayuda externa para obtener alimentos, según el informe, enfocado especialmente en países en desarrollo y publicado por la FAO con carácter trimestral.

Al tiempo que confirmó las perspectivas en general favorables de la producción agrícola y los suministros para 2014-15, el informe de la FAO advirtió que muchas personas en el mundo se enfrentan a una situación de inseguridad alimentaria.

Estimó que 33 países -incluyendo 26 en Africa- necesitan ayuda externa debido a una combinación de conflictos, malas cosechas y altos precios domésticos de los alimentos.

Resaltó que la violencia en la República Centroafricana ha puesto en peligro la producción agrícola, que ya en 2013 se redujo en un 34 por ciento respecto al año anterior.

El número de personas necesitadas de ayuda alimentaria en ese país se estimaba en abril de 2014 en cerca de 1.7 millones, de una población total de 4.6 millones. El número de desplazados internos a finales de junio se calculaba en 536 mil 500.

La permanencia y la escalada de conflictos en algunas partes de Africa oriental amenazan el acceso de la población local a los alimentos, mientras que las condiciones meteorológicas más secas de lo normal, podrían poner en peligro los cultivos y el ganado, dijo la FAO.

En Somalia –precisó- se calcula que cerca de 870 mil personas necesitan ayuda de emergencia, sobre todo los desplazados internos y familias pobres dedicadas al pastoreo en algunas zonas del centro y del noroeste del país.

Dijo que en Sudán del Sur, desde el inicio del conflicto a mediados de diciembre de 2013, la población que sufre inseguridad alimentaria grave se ha incrementado dramáticamente hasta cerca de 3.5 millones, incluidas 1.1 millones de personas desplazadas internamente.

En el vecino Sudán, las personas que se estima necesitan ayuda humanitaria, -principalmente desplazados internos en las zonas afectadas por el conflicto-, ha aumentado a cinco millones

Asimismo, el informe señaló que las condiciones meteorológicas adversas y la escalada de los conflictos en Siria e Irak han tenido un impacto negativo en la producción agrícola y la seguridad alimentaria.

Advirtió que en Siria, las previsiones de unos dos millones de toneladas de trigo suponen una severa reducción en la producción de cereales, mientras que en Irak -donde hay informes del deterioro del acceso al agua potable-, las condiciones de seguridad alimentaria tienden a empeorar.

 




Volver arriba