La violencia de Boko Haram obliga a 250,000 personas a abandonar sus hogares

 

GINEBRA (EFE).- La violencia ejercida por la milicia islamista nigeriana Boko Haram ha obligado a unas 250.000 personas a abandonar sus hogares, denunció hoy el Centro de Control de Desplazamientos Internos (IDMC).

Según datos nacionales recopilados por el organismo, desde mayo de 2013 hasta marzo de este año, al menos 250.000 nigerianos se convirtieron en desplazados internos huyendo de la violencia y las amenazas ejercidas por Boko Haram.

Sólo en 2014, los atentados perpetrados por el grupo han acabado con la vida de más de 3.300 personas, según estimó la fuente en un comunicado, y hay que sumar otras 200 víctimas mortales de los ataques registrados esta semana.

El IDMC consideró que no se está evaluando correctamente el peligro que representa esta secta, que tiene además vocación regional, por lo que la respuesta a sus ataques debería serlo también.

“Las ambiciones del grupo están creciendo, su capacidad de alcance también, lo que hace temer que pueda convertirse en un elemento de desestabilización en la región como ya lo es el Ejército de Resistencia del Señor”, afirmó, citado en el comunicado, el director del IDMC, Alfredo Zamudio.

“Si bien Nigeria ha dado algunos pasos para encontrar soluciones al tema del desplazamiento con lo que respecta a las normativas, mucho queda aún por hacer”, agregó.

El Gobierno, demandó, “debe cumplir con su obligación de proteger a su pueblo frente a Boko Haram. Actuar firmemente con respecto a los desplazamientos es una señal importante de que el Ejecutivo está asumiendo su responsabilidad seriamente”.

Boko Haram, cuyo nombre significa en lenguas locales “la educación no islámica es pecado”, lucha por imponer un Estado islámico en Nigeria, país de mayoría musulmana en el norte y predominantemente cristiano en el sur.

Según el presidente de Nigeria, Goodluck Jonathan, el grupo terrorista ha asesinado a 12.000 personas y ha herido a otras 8.000 en los últimos cinco años.




Volver arriba