Jefe mafioso Riina revela que el juez Borsellino accionó la bomba que le mató

 

ROMA (EFE).- Toto Riina, uno de los jefes de Cosa Nostra, la mafia siciliana, durante su época más sanguinaria, desveló que el juez Paolo Borsellino, quien murió en un atentado el 19 de julio de 1992, accionó él mismo el detonador de la bomba al llamar al telefonillo de la casa de su madre, a la que iba a visitar.

La revelación, publicada en la página web del diario “La Repubblica” forma parte de las interceptaciones captadas por una cámaras de seguridad de la cárcel milanesa donde Riina está apresado mientras dialoga con otro detenido.

Según Riina, que considera la planificación del atentado “un golpe genial”, fue el mismo juez quien accionó el coche bomba aparcado frente al edificio en la calle D’Amelio, de Palermo, que contenía aproximadamente 100 kilos de trinitrotolueno.

En el atentado murieron además de Borsellino cinco miembros de su escolta.

La confesión de Riina, con fecha del pasado agosto, es importante ya que después de 22 años de investigaciones hasta ahora no se sabía quien o cómo se había accionado la bomba que asesinó al juez antimafia.

El 19 de julio de 1992, tras haber almorzado con su familia, Paolo Borsellino se dirigió con su escolta a la casa de su madre en la calle Amelio para saludarla.

Estas interceptaciones forman parte de las investigaciones que sigue realizando la policía antimafia italiana sobre el que fue “jefe de jefes” de Cosa Nostra, quien, como se escucha en sus conversaciones, no sólo no se arrepiente de sus crímenes sino que desde la cárcel continúa amenazando a magistrados como el fiscal de Palermo, Antonino Di Matteo.

Riina se encuentra en la cárcel desde 1993, condenado a 13 cadenas perpetuas debido a los más de cien asesinatos que cometió con sus propias manos y otros tantos que ordenó, como los de los jueces Borsellino y Giovanni Falcone, en mayo de 1992.

Los medios de comunicación han publicado algunas de estas conversaciones grabadas en la cárcel cuando Riina pasea en el pequeño patio durante su hora de recreo junto con Alberto Lorusso, exjefe de la Sacra Corona Unita, la mafia de la Apulia (sur).

En las grabaciones, también Riina califica al atentado en el que murieron Falcone, su mujer Francesca y tres guardaespaldas como una “comilona de pasta”, y da otros escabrosos detalles, como que para el atentado contra Borsellino dio orden a sus sicarios “de meter cien kilos más de explosivos” para no fallar.




Volver arriba