Holanda se blinda para la Cumbre de Seguridad Nuclear

Vallas protectoras y contenedores son situados con motivo de la preparación de la Cumbre de Seguridad Nuclear (NSS en sus siglas en inglés) los próximos días 24 y 25 de marzo en La Haya.- (EFE)

LA HAYA (EFE).- Holanda se prepara, con un blindaje policial y organizativo, para acoger en La Haya desde el lunes la Cumbre de Seguridad Nuclear (NSS), así como una reunión paralela del G7.

Las medidas de seguridad desplegadas son de tal magnitud que la policial holandesa ha reconocido que el dispositivo es cuatro veces mayor que el desplegado para la coronación de los reyes de los Países Bajos el pasado 30 de abril.

Más de medio centenar de líderes mundiales, entre ellos el presidente de EE.UU., Barack Obama, se reunirán acompañados de un total de 5.000 delegados en La Haya, adonde también se espera se desplacen 3.000 periodistas para cubrir la información.

Los jefes de Estado y de Gobierno, así como líderes de organizaciones internacionales como el secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, se desplazaran a partir de hoy y especialmente mañana, víspera de la NSS, a La Haya.

Uno de los primeros en llegar este sábado es el presidente chino Xi Jinping, que mantendrá mañana una reunión bilateral con el primer ministro holandés, Mark Rutte.

Además de los cortes en las carreteras y del infranqueable cordón de seguridad establecido en torno a la cumbre, las autoridades holandesas han establecido restricciones tanto en el espacio aéreo holandés como en sus aguas territoriales.

El despliegue de efectivos es tal que incluso se han cancelado algunos encuentros de la Liga de fútbol holandesa porque la policía no tiene efectivos para garantizar su seguridad.

El subdirector de la policía nacional, Ruud Bik, ha reconocido a la televisión NOS que “mucha gente se verá afectada por la cumbre”.

“Somos conscientes de ellos. Pero al mismo tiempo tenemos que estar seguros del gran trabajo de seguridad que estamos haciendo y saber que podemos estar tranquilos porque estamos más seguros que nunca”, declaró.

La organización ha explicado que el presupuesto de la cumbre es de 24 millones de euros, aunque ha aclarado que, precisamente, eso no incluye los costes de la seguridad, sino sólo el alquiler de los espacios, el catering, la infraestructura tecnológica y el transporte de las delegaciones




Volver arriba