El presidente turco considera “ilegal” el cierre de Twitter en su país

 

ESTAMBUL (EFE).- El presidente de Turquía, Abdullah Gül, aseguró hoy que el bloqueo total a la red social Twitter, vigente en Turquía desde la madrugada del jueves, “legalmente no es posible”.

“Cerrar totalmente Internet o este tipo de plataformas no es posible acorde a la ley. Si alguna de sus páginas incurre en un delito, sólo se puede cerrar esa página; así son nuestras regulaciones”, afirmó Gül en declaraciones recogidas por el diario turco “Hürriyet”.

El presidente turco, cuyo cargo es más bien de carácter protocolario, añadió que había hablado por teléfono con varios ministros y vaticinó que “estas prohibiciones se anularán en el tiempo más breve posible”.

Gül había expresado ya su oposición al cierre de Twitter mediante varios mensajes enviados el jueves, precisamente en esta red social supuestamente bloqueada.

Durante tres días, la mayor parte de los usuarios turcos pudieron acceder a Twitter mediante un sencillo cambio de los parámetros DNS del ordenador, truco que fue ampliamente publicitado en numerosas redes sociales.

Pero desde hoy esto tampoco es posible, porque las autoridades turcas han bloqueado también la IP de Twitter y es necesario recurrir a herramientas informáticas de navegación anónima.

El bloqueo de Twitter ha sido posible gracias a una nueva y polémica ley de censura de las telecomunicaciones, firmada hace un mes por el propio presidente Gül.

La ley permite a las autoridades administrativas cerrar cualquier web, pero exige que una orden judicial avale tal decisión en 48 horas.

La web de la Dirección de Telecomunicaciones cita tres decisiones judiciales emitidas en el mes de marzo, pero según el diario ‘Hürriyet’, ninguna de ellas sugiere el cierre total de Twitter, que en Turquía tiene unos 12 millones de usuarios.




Volver arriba