Consultaría Alemania a grandes de internet sobre espionaje de NSA

 

BERLÍN (Notimex).- La comisión alemana que investiga las actividades de espionaje de la Agencia de Seguridad Nacional estadunidense (NSA) podría invitar a los gigantes de internet a presentar su testimonio en el curso de sus indagaciones sobre el tema.

El periódico alemán Spiegel, en su edición digital, informó que la comisión anunciará este jueves una nueva lista de testigos que incluiría a Marc Zuckenberg, fundador de Facebook, Eric Schmidt, manager de Google, Tim Cook de Apple y Dick Costolo, de Twitter.

Además los ex directivos de la NSA, Keith Alexander y Michael Hayden, figuran en la lista de la comisión alemana, aunque no se conoce aún si en calidad de testigos o expertos en el tema.

En un inicio se anunció la intención de interrogar al informante y ex empleado de la NSA, Edward Snowden, así como a la misma canciller federal alemana Angela Merkel y directivos de los servicios de seguridad y ex ministros.

Christian Flisek, integrante de la comisión, expresó que está convencido de la posibilidad de que todas esas personas tengan la disposición para presentarse al interrogatorio de la comisión.

‘No creo que estas firmas se puedan permitir aparecer públicamente con una silla vacía frente a la comisión’, dijo Flisek al diario.

Los gigantes de internet tienen el interés de restaurar de nuevo la confianza hacia sus servicios, según Flisek.

Sin embargo, miembros de la oposición alemana manifestaron su escepticismo.

‘Las empresas de internet reiteraron que no tienen nada que declarar al respecto’, señaló Konstantin von Notz, tras agregar que ‘creo que será muy difícil que se presenten los jefes de esas empresas’.

Medios alemanes recordaron que testificar ante esta comisión es de manera voluntaria y nadie puede obligar esas personas a viajar a Alemania, o dejarse interrogar en Estados Unidos por diputados alemanes o comparecer a través de videoconferencia.

Spiegel, un periódico que siguió al detalle todas las revelaciones de la NSA, criticó la iniciativa y consideró que es una ‘fachada’, ya que es muy probable que esas personas contesten que ya dijeron todo lo que tenían que decir sobre el asunto.

Si bien es cierto que personalidades como Hayden y Alexander aparecen a menudo en la televisión y ofrecen entrevistas a medios estadunidense, esto no quiere decir que estarían dispuestos a declarar frente al Parlamento alemán, indicó.

A través de la publicación de documentos secretos de la NSA, que empezó en junio de 2013, quedó al descubierto la actividad de control de las comunicaciones en internet de Estados Unidos contra varios países.

Alemania resultó ser uno de los países más controlados a pesar de sus relaciones de amistad con Washington. El mismo teléfono de la canciller Merkel, estuvo bajo control.

Luego la Casa Blanca aseguró que ‘no espía ni espiará’ más el teléfono de la líder del gobierno alemán.

A pesar de las protestas que el escándalo levantó en Alemania, nunca se presentaron disculpas formales por parte de Estados Unidos, que no ha manifestado la mínima intención de colaborar en las actividades de la comisión alemana.

El trabajo de esta comisión pareció muy difícil desde el principio, cuando su primer presidente tuvo que dimitir después de sólo dos semanas de trabajo, frente a la posibilidad de alcanzar un acuerdo interno.

‘Dependemos mucho de nuestras actividades de Estados Unidos’, admitió a Spiegel, Roderich Kiesewetter, representante conservador de la comisión, ‘estamos pendiente de saber desde Estados Unidos si nos mandarán a Hayden y Alexander o no’.

 




Volver arriba