Ataca milicia Boko Haram cuartel del ejército nigeriano

LONDRES (Notimex).- Milicianos de la secta islámica Boko Haram atacaron con cañones antiaéreos y lanzagranadas un cuartel del ejército de Nigeria, el segundo atentado a gran escala contra una base militar durante el mes de diciembre.

El ejército señaló este sábado que usó tropas y aviones para repeler el asalto en la localidad de Bama, en la región volátil del noreste de Nigeria, pero se abstuvo de hablar de las bajas.

El director de Información del Ministerio de Defensa, el general Chris Olukolade, indicó que las tropas terrestres apoyadas por la Fuerza Aérea habían repelido el ataque y se encuentran en la búsqueda de los insurgentes.

Agregó que los detalles de las víctimas registradas en el feroz combate serán liberados oficialmente cuando se concluyan las operaciones de acordonamiento y búsqueda de los insurgentes, reportó el diario The Tribune.

Sin embargo, las familias de los soldados dentro de los cuarteles y los residentes de Bama indicaron a la prensa nigeriana que varias mujeres y niños se encuentran entre los muertos.

El presidente nigeriano Goodluck Jonathan convocó a una reunión de emergencia con los servicios de seguridad en relación con el último ataque en Bama, que se prolongó durante horas la noche del viernes.

Durante varios años, los militantes del grupo Boko Haram han estado combatiendo al ejército en una zona de mayoría musulmana, donde la secta trata de imponer la estricta ley islámica.

No es la primera vez que Bama, que está a unos 40 kilómetros al sureste de la capital del estado de Borno, Maiduguri, ha sida atacada.

En mayo, los combatientes de Boko Haram atacaron los cuarteles de la ciudad de Bama, la estación de policía y edificios del gobierno, matando a más de 50 personas y liberaron a 105 prisioneros.

Una semana después, el gobierno declaró el estado de emergencia en Borno y dos estados vecinos, Adamawa y Yobe.

A principios de este mes, Boko Haram lanzó ataques coordinados en la base aérea de Maiduguri y otros cuarteles militares que dejaron los edificios, así como aviones destruidos.

Naciones Unidas señaló esta semana que más de mil 200 personas han muerto en actos de violencia relacionada con la secta islamista en el noreste de Nigeria en los últimos siete meses en una zona que fue declarada en estado de emergencia en mayo

Boko Haram, cuyo nombre significa “la educación occidental es un pecado”, fundado hace diez años en Borno, reivindica la creación de un Estado islámico en el norte de Nigeria, de mayoría musulmana, al contrario que el sur, de mayoría cristiana.




Volver arriba