Acusaciones contra EE.UU. buscan esconder la crisis en Venezuela

CARACAS, Venezuela (Notimex).- Las acusaciones contra el gobierno de Estados Unidos de financiar grupos violentos para desestabilizar el país, son una cortina de humo para esconder la grave crisis que atraviesa Venezuela, afirmó el politólogo Juan Francisco Contreras.

“Esa posición refleja falta de seriedad por parte del gobierno venezolano en la conducción de su política internacional”, precisó en diálogo con Notimex el presidente del Colegio de Internacionalistas de Venezuela (CIV).

Contreras destacó que no es la primera vez que el gobierno de Venezuela trata de distraer de sus propias acciones a Estados Unidos y a otros miembros de la comunidad internacional acusándolos de propiciar eventos que ocurren dentro de Venezuela.

A raíz de los sucesos estudiantiles ocurridos recientemente en el país, el canciller Elías Jaua acusó al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, de financiar y apoyar grupos violentos para desestabilizar el país, señalamiento que rechazó el Departamento de Estado.

Al respecto, Contreras recalcó que el gobierno venezolano ve fantasmas por todas partes y que por eso frecuentemente echa mano al expediente de expulsar del país a diplomáticos que “a su buen juicio y entender conspiran contra a estabilidad del país”.

Esta vez tres oficiales consulares de Estados Unidos fueron declarados personas no gratas y expulsados de Venezuela bajo la acusación de “recorrer universidades venezolanas intentando captar grupos violentos para desestabilizar el país”.

Resaltó Contreras que el portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki, aclaró que los diplomáticos estadunidenses llevaban a cabo actividades normales de expedición de visas en las universidades que es algo que hacen en todas las partes del mundo.

“Por este hecho, Venezuela se expone a recibir sanciones, ya que de acuerdo al artículo 9 de la Convención de Viena de Relaciones Diplomáticas y al artículo 23 de la Convención de Viena de Relaciones Consulares, Estados Unidos podrían tomar acciones contra el país”‘, dijo.

Contreras advirtió que estos incidentes revelan la escasa preparación de quienes manejan la política exterior venezolana y que debido a este desempeño nuestro servicio exterior es calificado en círculos diplomáticos como incompetente e improvisado.




Volver arriba