Reciben llamada papal

Reciben llamada papal

El Pontífice habla con los padres del periodista muerto

El papa Francisco charla con el enviado a Iraq, cardenal Fernando Filoni, quien ya regresó al Vaticano.  El Pontífice llamó a la familia de James Foley, el periodista ejecutado esta semana por extremistas islámicos

CIUDAD DEL VATICANO (Notimex).- El papa Francisco hizo una llamada a familiares del periodista estadunidense James Foley, quien fue decapitado por los yihadistas del Estado Islámico a principios de esta semana.

Según reveló el vicedirector de la sala de prensa de la Santa Sede, Ciro Bendettini, el Pontífice quedó impresionado por la fe de los padres del reportero, de 40 años, luego de dialogar con ellos la noche del jueves pasado.

La conversación se registró después de las 20 horas y tras la cena del Papa, precisó.

“Obviamente que fue en inglés con un momento también en español. El Papa quiso demostrar su cercanía a esta familia golpeada por el dolor”, indicó en declaraciones a la Radio Vaticana.

“En particular habló al inicio con la madre, que es católica, que demostró una gran fe que impresionó al Santo Padre. Después habló con el padre y también con un miembro de la familia en lengua española, por lo tanto el Papa pudo hablar en español”, añadió.

Además dijo que el deseo de todos, del Pontífice y de la familia, es que estos eventos trágicos (como la decapitación del periodista) no se repitan jamás.

La divulgación en internet de un vídeo en el cual un extremista musulmán ejecuta a Foley tras lanzar proclamas contra Estados Unidos y el presidente Barack Obama conmocionó al mundo a principios de semana.

La decapitación fungió de advertencia contra los bombardeos de tropas estadunidenses en el norte de Iraq, las cuales intentan frenar el avance de los milicianos del Estado Islámico (EI), que está provocando decenas de muertos y miles de desplazados. De acuerdo al sacerdote jesuita estadunidense James Martin, los padres de Foley, que viven en Richmond (New Hampshire), están conmovidos y agradecidos por la cercanía del Papa. De hecho los jesuitas, la misma orden religiosa del Pontífice, han tenido mucho que ver en la formación de Foley, de 40 años, católico y que estudió en la “Marquette University” de la Compañía de Jesús. La universidad organizó para el próximo 26 de agosto una ceremonia religiosa en su memoria.

El portavoz del Vaticano, Federico Lombardi, subrayó el significado de alivio espiritual para la familia y abundó que la llamada fue “larga e intensa”.

“El papa Francisco fue bastante amable, ya que él también está de luto habiendo perdido a tres miembros de su familia, su sobrino en estado crítico, y estando en medio de este luto se tomó el tiempo para llamar”, dijo Diane Foley durante una entrevista con la televisora NBC.

Diane Foley destacó que uno de sus cuñados presentes durante la llamada telefónica habló en español con el Papa argentino.

“Ofreció sus oraciones personales y eso nos hizo sentir muy confortados y apoyados”, recordó por su parte John Foley, padre del periodista asesinado.

Asimismo, confirmó que su familia recibió un correo electrónico del EI, en el que les fue anunciada la ejecución de su hijo una semana antes que ésta ocurrieram la cual subestimó, reconoció.

“Después de no haber escuchado de los captores de Jim desde diciembre me entusiasmó recibir el correo a pesar de la conclusión de que ejecutarían a Jim, lo cual subestimé en ese momento, sin darme cuenta de su brutalidad”, dijo la madre.

En el correo, hecho público por los Foley, el EI advirtió que ante las muertes de ancianos, mujeres y niños a manos de Estados Unidos en ataques de aviones y con drones, “sus ciudadanos pagarán el precio, el primero de los cuales será James Foley”.En ese mismo correo el grupo demandó la liberación de la científica paquistaní Aafia Siddiqui, quien purga una condena de 86 años en una prisión en Texas, tras ser hallada culpable de un ataque armado contra soldados y agentes de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) en Afganistán.

Vaticano | Iraq

El enviado del Vaticano a Iraq, Fernando Filoni, retornó a la Santa Sede donde habló del conflicto en ese país.

Regreso seguro

El enviado del papa Francisco afirmó que las minorías religiosas atacadas por milicianos islámicos deben ser defendidas y protegidas para que puedan regresar a sus hogares con seguridad.

“No quieren guerra”

El padre Filoni dijo que los líderes kurdos no necesitan soldados ni armamentos. “No quieren una guerra, sólo desean defender su tierra”, añadió.

Intervención necesaria

El prelado afirmó que la ONU y otras organizaciones, junto con los gobiernos iraquí, locales y regionales, deben participar en la intervención, pero no hay dudas de que ésta es necesaria.

Indefensos

“Se trata de defender a estas personas pobres y sencillas que no pueden hacerlo solas”.




Volver arriba