Popular en Latinoamérica

Recuerdan mása Juan Pablo II que a Juan XXIII

Fieles mexicanos con vestimenta indígena bailan ante la basílica de San Pedro, en el Vaticano, donde acudieron para la canonización de mañana

MÉXICO (AP).- Ana María Sánchez dudó y tras pensar por algunos segundos dijo que este domingo “será canonizado Juan Pablo”. Esta ama de casa mexicana aseguró no saber que ese día habrá dos canonizaciones.

No ocultó su sorpresa: “¿Dos? ¿Quién es el otro?”, preguntó la mujer.

El mundo se prepara para atestiguar la primera canonización simultánea de dos Pontífices, Juan Pablo II y Juan XXIII, pero en América Latina la atención está más centrada en el papa polaco, tanto en los aspectos positivos como en aquella “mancha” para su legado que fue el caso del sacerdote mexicano Marcial Maciel.

Juan Pablo II es visto como uno de los papas que ha estado más cerca de América Latina, región que visitó en diversos momentos, donde en varios países se manifestó una gran devoción por él.

Algunos fieles, como Ana Sánchez, ni siquiera sabían que Juan XXIII también será canonizado.

En varios países de la región la Iglesia católica prepara para el domingo misas dedicadas especialmente a la doble canonización e incluso lugares como México y Colombia se unirán a una iniciativa promovida por la televisión del Vaticano para que la ceremonia sea transmitida en salas de cine en tecnología 3D. El “Papa viajero”, como fue conocido Juan Pablo II, dedicó a Latinoamérica su primera visita al extranjero. Y durante su pontificado dedicó a esta región 18 de sus 104 viajes por el mundo.

“Fue sumamente popular en América Latina, sobre todo en México”, dijo Andrew Chesnut, director de estudios católicos de la universidad Virginia Commonwealth, quien opina que su aceptación también se debe a que es un Papa más reciente que Juan XXIII, quien falleció hace medio siglo.

Con cinco viajes, México fue el país al que Karol Wojtyla más visitó en Latinoamérica, seguido de Brasil con cuatro. La mexicana Sánchez dijo que ella acudió a la Basílica de Guadalupe en una de las visitas de Juan Pablo II, a quien considera que “fue el Papa, porque siempre estuvo con los pobres, mostró su sencillez y su amor a toda su gente”. Al igual que Sánchez, la primera respuesta de Mario Ramírez a la pregunta de si sabe a quién se canonizará el domingo es “Juan Pablo II”. El chofer de 53 años dijo que ha oído que se santificará a otro pontífice: “A otro papa, pero no recuerdo. ¿Es anterior, no?”. No sólo en México, sino en otros países también la imagen de Juan Pablo II está más presente en la mente de la gente que la de Juan XXIII.

“Sé que este domingo van a canonizar a Juan Pablo II, pero del otro no tengo ni idea, y me recuerdo de Juan Pablo II porque es reciente y era muy cercano, muy carismático, un hombre que regaba bondad y espiritualidad”, dijo Yadira Argel, abogada colombiana de 28 años.

Francisco Lagos, un empleado colombiano en una empresa distribuidora de computadoras, no dudó en decir que habrá una doble canonización y mencionó a los dos pontífices. Sin embargo, reconoció no saber mucho sobre Juan XXIII, conocido también como el “Papa Bueno”.“Yo de Juan XXIII no sé nada, lo único es que era un gordito y era en una época mucho más antes que yo”, añadió el hombre de 38 años. El profesor Chesnut consideró que “para los que tienen memoria del Vaticano II y son católicos más de izquierda Juan XXIII es un ícono”, en referencia al primer concilio ecuménico del siglo XX que revolucionó las formas en la Iglesia católica. Entre otras medidas, autorizó el uso de idiomas vernáculos y postuló una mayor participación de fieles laicos en la vida de la Iglesia.

De hecho, un punto clave que marca las diferencias entre Juan XXIII y Juan Pablo II es el Concilio Vaticano II, a raíz del cual en Latinoamérica se da empuje a la doctrina de la “teología de la liberación” de defensa a los pobres y de corte izquierdista. Juan Pablo II fue un duro crítico de los sacerdotes inclinados a la “teología de la liberación” e incluso realizó algunas amonestaciones públicas, como la reprimenda que le hizo al cura nicaragüense Ernesto Cardenal en 1983. Pero Juan Pablo II tiene un lado polémico que también es recordado en estos días y ha llevado a algunos a criticar su canonización. En México se suscitó uno de los casos más controversiales para su imagen cuando Marcial Maciel, fundador de la influyente orden de los Legionarios de Cristo, fue acusado de abusos sexuales.

Etiquetas: