El Papa y Maradona en partido por la paz

CIUDAD DEL VATICANO  (NOTIMEX).- El duelo deportivo fue preparado para que Lionel Messi fuese la gran atracción, pero Diego Maradona resultó el protagonista del primer partido interreligioso por la paz, que se jugó hoy en el Estadio Olímpico de Roma.

El resultado final fue 6 a 3 favorable al equipo de la Fundación Pupi, encabezado por el futbolista argentino Javier Zanetti, que se impuso ante el representativo Scholas Occurrentes (Escuelas para el encuentro), liderado por Maradona.

Aunque los organizadores nunca incluyeron al ‘pibe de oro’ entre las listas preliminares de jugadores convocados al cotejo, finalmente el ex 10 argentino, a sus 53 años, fue uno de los pocos futbolistas que permaneció dentro del campo los 90 minutos.

Incluso llegó a dar su nota polémica al partido cuando, al final, arremetió contra los organizadores por incluir al delantero del Inter de Milán, Mauro Icardi, en el equipo del Pupi, con el cual terminó convirtiendo dos tantos.

‘Icardi no debería haber jugado este partido. Los que hicieron los equipos me habían prometido que no iba a jugar pero al final jugó, por eso estoy enojado’, dijo a los micrófonos de la cadena de televisión pública RAI, un audio que se sintió en todo el estadio.

La polémica se refirió la escabrosa historia de amor entre Icardi y la modelo argentina Wanda Nara, ex mujer de Maximiliano López, otro futbolista que era amigo del propio jugador del Inter antes que este le robara la esposa.

El otro protagonista de la jornada fue Francisco, quien se hizo presente en el estadio a través de un videomensaje durante el cual habló en español, que el Papa calificó como el ‘idioma del corazón’.

‘Jugar en equipo hace que cada uno sea más persona y más gente’, señaló Jorge Mario Bergoglio tras resaltar la unión entre los equipos y los espectadores por un objetivo común, la paz.

En las gradas del estadio sólo dos nombres propios sonaron durante el encuentro: ‘Diego…, Diego…!’, por Maradona; además de ‘Pa-pa Fran-cis-co, Pa-pa Fran-cis-co!’.

Pese a que ellos dos ‘robaron cámara’, en realidad desfilaron por el campo de juego jugadores que marcaron la historia moderna del fútbol mundial, muchos aún en plena actividad y otros ya retirados.

Entre las grandes glorias destacaron Diego Simeone, Roberto Baggio, Abel Balbo, Javier Zanetti, Carlos ‘el pibe’ Valderrama, Alessandro del Piero, David Trezeguet, Iván Zamorano y Paolo Maldini.

Asimismo, de los futbolistas en actividad se hicieron notar Walter Samuel, Ricky Alvarez, Javier Mascherano, Roque Santa Cruz, Sulley Muntari, Fernando Muslera, Diego Lugano, Cristian Ledesma y Gianluigi Buffon.

Muchos de ellos son cristianos, no sólo católicos sino también ortodoxos y evangélicos, otros son musulmanes, budistas, judíos y sintoístas. Ese fue otro de los gestos, la convivencia de personas de diversos credos en los mismos equipos.

‘Significa mucho para nosotros jugar a favor de la paz y en contra del racismo, creo que el futbol mueve montañas y tiene la capacidad para crear este tipo de iniciativas’, dijo Iván Zamorano en declaraciones a Notimex.

‘El fútbol no tiene religión, no tiene color, no tiene fronteras, somos todos iguales y por eso este partido tiene un legado importante a nivel mundial’, apuntó.




Volver arriba