Baja la tasa de abortos desde su legalización

En EE.UU. cayó a su nivel más bajo en 2011, revelan

WASHINGTON (Notimex).— La tasa de abortos en Estados Unidos durante 2011 cayó a su nivel más bajo desde que la Suprema Corte de Justicia legalizó la práctica en 1973, reveló un nuevo estudio dado a conocer ayer.

Los 1.1 millones de abortos registrados en 2011 representaron una tasa de 16.9 entre cada mil mujeres en edad reproductiva en contraste con la tasa de 19.4 por ciento reportada en 2008, de acuerdo con el documento elaborado por el Instituto Guttmacher.

Esa tasa contrastó aún más con el 29.3 por ciento de 1981, considerada como la mayor desde que el máximo organismo judicial legalizó el aborto en 1973, según el documento del Guttmacher, una agrupación privada a favor de esta práctica.

Aunque el reporte no incluye un análisis preciso de las razones detrás de este declive, los investigadores estimaron que este refleja en parte una creciente tendencia al uso de contraceptivos entre mujeres jóvenes en edad reproductiva.

Un elemento adicional pareció ser igualmente la difícil situación económica de los años recientes, factor que habría forzado a muchas mujeres y parejas a planificar los embarazos con mayor cuidado a partir del estado de sus finanzas.

Poco impacto
Los autores concluyeron en cambio que las leyes contra el aborto adoptadas por varios estados han tenido un impacto mínimo en esta tendencia debido a que la mayoría de éstas fueron promulgadas en 2011.
Empero reconocieron que algunas de las nuevas regulaciones en este frente “harán sin lugar a dudas más difícil y costoso para los proveedores continuar prestando servicios y para las mujeres tener acceso a ellos”.

Actualmente existen nueve estados que prohíben el aborto después de las 20 semanas de embarazo, en lo que se considera una puja por parte de algunas legislaturas de corte conservador a forzar a la Suprema Corte de Justicia a revisar el tema.

El pasado 13 de enero la corte declinó revisar la suspensión decretada por una corte de apelaciones sobre una ley de Arizona que prohíbe los abortos después de veinte semanas de embarazo.

El fallo que se traducirá en el fin efectivo de la ley, significó un revés para la gobernadora republicana Jan Brewer, quien promulgó el abril pasado la iniciativa aprobada por la legislatura estatal con un amplio respaldo de legisladores de su partido.

En agosto pasado la corte federal de apelaciones del noveno circuito con sede en San Francisco ordenó suspender en forma temporal la ley que estaba prevista a entrar en vigor ese mes, tras determinar que viola estándares legales que regulan el aborto.

La ley prohíbe abortos después de 20 semanas, con algunas excepciones limitadas a emergencias médicas.

 




Volver arriba